Lo que parecía imposible llegó en 2019


2019
Registro de la Guardia Civil en el estadio. /Foto: Luis A. Navarro
2019
Registro de la Guardia Civil en el estadio. /Foto: Luis A. Navarro

Y lo que parecía imposible llegó. El domicilio particular del entonces presidente del Córdoba Club de Fútbol SAD, Jesús León, y las instalaciones del estadio municipal del Arcángel eran registrados, durante la mañana de este jueves 7 de noviembre de 2019, por un buen número de agentes de la Guardia Civil. 

El resultado fue la detención del montoreño, para posteriormente ser puesto en libertad con cargos, tras una intensa labor de investigación que la Guardia Civil había puesto en marcha meses atrás.

Con la vía judicial abierta para largo, el juez de instrucción decretó la administración judicial del club. Mientras que el titular de los Mercantil subastaba la unidad productiva del Córdoba, que sería adquirida por Infinity, un fondo inversor del estado árabe de Barein.

2019 se convertía en uno de los años más tristes del Córdoba, que meses antes había perdido la categoría de plata. El regreso a Segunda B iba a ser la metáfora de la tormenta perfecta que vive un club que, en junio, puede cambiar de nombre y que mantiene una SAD -prácticamente instrumental- que es el fósil de la gestión realizada durante los últimos años con la entidad.