La Junta destina 100 millones para la eficiencia energética de la industria en Andalucía


El paquete de medidas se ha presentado en CECO y hace hincapié en la renovación de maquinaria y equipamiento, en la contabilización, seguimiento y gestión de la energía mediante las TICS, entre otras

Miembros de la Agencia Andaluza de la Energía junto al presidente de CECO y el delegado del Gobierno en Córdoba. / Foto: JP
Miembros de la Agencia Andaluza de la Energía junto al presidente de CECO y el delegado del Gobierno. / Foto: JP

La Confederación de Empresarios de Córdoba (CECO) ha acogido este miércoles una jornada de información sobre el paquete de medidas para la eficiencia energética de la industria en Andalucía, dotado con 100 millones de euros en ayudas para mejorar la eficiencia energética de grandes empresas, pymes y autónomos y que financiará hasta un 45 por ciento de las inversiones que realicen las empresas en eficiencia energética.

Se trata de un paquete de medidas integrado por dos programas de ayudas que suponen una oportunidad para que la industria andaluza sea más eficiente, tanto energéticamente como en su proceso productivo, se diferencie en el mercado por ser más respetuosa con el medio ambiente y, como consecuencia de todo lo anterior, pueda crecer y mejorar su productividad y competitividad.

Por un lado, el Programa regional para el desarrollo energético sostenible “Andalucía es más”, a través de su línea Pyme Sostenible. La Junta ha vuelto a dotar de fondos sus medidas de ahorro y eficiencia energética dirigidas a las pequeñas y medianas empresas, agotados desde septiembre de 2018, con 28,4 millones de euros gracias a la reprogramación efectuada de los fondos procedentes del Programa Operativo Feder con los que se financia esta línea.

Por otro, el paquete también incluye los incentivos ofrecidos por la Administración General del Estado para pyme y gran empresa del sector industrial, a través del Real Decreto 263/2019, publicado en abril, que consigna para Andalucía 71,6 millones de euros para reducir las emisiones de CO2 y el consumo de energía final en la Comunidad Autónoma andaluza mediante la mejora de la eficiencia energética.

Características de los programas

Los dos programas que componen el paquete de medidas para la eficiencia energética de la industria en Andalucía se dirigen a la implantación de proyectos de mejora energética, haciendo especial hincapié en la renovación de maquinaria y equipamiento por otro de alta eficiencia energética; las medidas de contabilización, seguimiento y gestión de la energía mediante las TICS; y el establecimiento de procedimientos dirigidos a una mejora continua del desempeño energético, a través de la implantación de Sistemas de Gestión Energética. Igualmente, se incentivan equipos para el aprovechamiento de energías residuales: economizadores de agua en calderas, la recuperación del calor residual generado en los sistemas de compresión de aire o en un circuito de condensación; así como el rediseño de procesos para aprovecharlas. También se incentiva la sustitución de combustibles o energías tradicionales por otros menos contaminantes.

Las empresas interesadas pueden recibir en el programa nacional un 30 por ciento de incentivo (hasta un máximo de 15 millones de euros por solicitud y beneficiario), siempre que la inversión mínima incentivable sea de 25.000 euros (IVA excluido); mientras que las pymes y autónomos, con una inversión mínima de 3.000 € (IVA excluido), podrán recibir entre un 25 por ciento y un 45 por ciento de la inversión a través del Programa regional, con un incentivo máximo de 1 millón de euros por proyecto.

Entre las actuaciones que no se incentivan en el programa nacional a las que sí pueden optar las pequeñas y medianas empresas andaluzas, a través de Pyme Sostenible, se encuentran el aprovechamiento de recursos autóctonos, en concreto, instalaciones de autoconsumo con renovables, logística de biomasa y biocombustibles; o la renovación o implantación de nuevas cogeneraciones de potencia hasta 1.000 kW, siempre que el grado de autoconsumo de energía eléctrica sea de, al menos, el 50%.

Asimismo, ofrece mayor porcentaje de ayuda (por lo general, un 5 por ciento) si los incentivos se canalizan a través de alguna de las 3.300 entidades adheridas al Programa, las cuales actúan en representación de los beneficiarios y como cesionarias del derecho de cobro de los incentivos, así como en la ejecución de las soluciones de mejora energética. En la página web de la Agencia Andaluza de la Energía se puede encontrar el localizador de empresas colaboradoras. 

Jorge Jiménez, director gerente de la Agencia Andaluza de la Energía, dijo que espera que el paquete de medidas “tenga buena acogida, que ayude a las empresas en el proceso de transición energética que nos obliga a adelgazar consumos y ser más competitivos, reducir su factura y ser cada vez más eficientes en sus procesos”.

Sobre las empresas e industrias cordobesas aseguró que han dado pasos “importantes” y han conseguido “ahorros e inversiones porque hay un beneficio económico detrás”, de manera que la empresa cordobesa “ha dado los pasos necesarios pero hay que seguir trabajando y seguir invirtiendo y ahorrando más energías”.

Beneficios medioambientales

De este paquete de medidas se podrá beneficiar en torno a 500 empresas en Andalucía con unos 500 millones de ahorro en 15 años. La convocatoria comienza el próximo miércoles 18 de diciembre y concluye el 31 de diciembre del año que viene o cuando se agoten las ayudas, pues se irán dando sobre la marcha.

Por su parte, el delegado del Gobierno, Antonio Repullo, habló de que se van a cumplir dos objetivos. Uno es el del impacto económico y otro es el medioambiental pues se va a evitar emitir a la atmósfera en torno a 170.000 toneladas de CO2 y no habrá que utilizar 28.000 toneladas de petróleo gracias a la eficiencia de estas industrias, que van a contar asimismo con ayuda técnica por parte de la Agencia Andaluza de la Energía.

Sobre la incidencia en Córdoba y sus empresas, Repullo espera que “incluso superemos la cuota de incentivo alcanzada en el Plan de Construcción Sostenible, con el que Córdoba y provincia se benefició del 34,12 por ciento del total de incentivos con respecto al resto de provincias”.

Por su parte, el presidente de CECO, Antonio Díaz, señaló que este programa facilitará que las empresas sean más competitivas y, en consecuencia, proporcionará “los cambios necesarios en el consumo energético del sector industrial, con el objetivo final de usar mejor la energía y hacerla más sostenible y más eficiente”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here