Los comerciantes textiles ven en el frío una oportunidad


Los comerciantes se han adaptado al cambio climático para mantener sus ventas en octubre. Rafael Bados, presidente de Comercio Córdoba, reconoce que las ventas en el mes de otoño "no han ido bien"

Los comerciantes esperan la revitalización de sus ventas con la llegada del frío y la lluvía a la provincia cordobesa. Todo ello, teniendo en cuenta que las ventas de los comercios textiles se han resentido tras la época de rebajas, finalizadas en el pasado mes de septiembre. Rafael Bados, presidente de Comercio Córdoba, reconoce que las ventas en el mes de octubre “no han ido bien” debido, principalmente al “cambio climático”, que “no alentaba al consumidor a realizar sus compras de invierno”, subraya.
Y es que durante esta semana han disminuido considerablemente las temperaturas, con una mínima de 10ºC y una máxima de 23ºC, lo que ha traído consigo la inmediata incorporación de las prendas de abrigo en los comercios textiles. Las elevadas e históricas temperaturas de la provincia durante el mes de octubre, con 36ºC de máxima y 20ºC de mínima, han sido un condicionante para el comercio y ha provocado que los comerciantes hayan tenido que “adaptarse” al factor climatológico para mantener las ventas durante el mes de octubre, como ha sido el caso de Mamen, dependienta de la tienda Cosas de Mamá, que explica que “durante septiembre y otoño he traído prendas de entre tiempo y hasta esta semana no he sacado los chaquetones”, destaca.

Comercios textiles de la calle Cruz Conde.
Comercios textiles de la calle Cruz Conde.

Los comercios de las calles Cruz Conde, Gondomar y Concepción son “zonas céntricas de primera línea y de consumo real durante los meses de invierno”, ya que “pronto estarán en contínuo movimiento por la ambientación navideña típica del Centro e invitarán a la compra de prendas de todos los cordobeses de capital y provincia”, puntualiza Paz Fernández, gerente de la inmobiliaria Capitán. Soraya, dependienta de la tienda de moda Encuentro, ubicada en Cruz Conde, comenta que “hemos tenido las prendas de invierno en stock hasta que el frío nos ha permitido ponerlas a la venta” y, sin duda, “en esta semana se ha notado el aumento de las ventas”. Por su parte, Carmen, dependienta de la reciente tienda Lola Ruíz, asegura que “ha sido muy positivo para nosotros que haya llegado el frío esta semana, porque justo acabamos de abrir en Córdoba y las prendas de invierno se están vendiendo muy bien”, concluye.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here