¡Qué follón de subvención!


Fachada del Ayuntamiento de Córdoba. salón de plenos subvención sonrisas de Lunares
Fachada del Ayuntamiento de Córdoba. /Foto: JC
Fachada del Ayuntamiento de Córdoba. salón de plenos subvención
Fachada del Ayuntamiento de Córdoba. /Foto: JC

Le pregunta el querubín al serafín:

¿Van a cobrar las cofradías?

Para cobrar, primero hay que firmar. Para firmar hay trámites que pasar, técnicos a los que escuchar e interventoras a las que hay que tener en palmas para firmar. Dónde está el convenio es una incógnita, porque puede pasar de concejal a concejal, volver al técnico, devolvérselo a un asesor y vuelta a empezar. Un laberinto del Minotauro municipal cuya casilla de llegada se llama autofinanciación.

¿Quién es mejor de los dos?

Dibujar es cosa de artistas y copiar de informáticos. Unos crean y otros deconstruyen y reconstruyen. Unos apuestan por lo seguro y otros se atreven a arriesgarse e innovar. El tiempo dirá quién dejará un legado y a quien le cambiarán las piezas.

¿Un golpe de efecto?

Hace una semana que a una imagen le dio la luz del día. Su hermandad organizó un acto medido por las medidas ‘anticovid’ y resultó todo un éxito, pese a que hubo quien de primeras dudó. Máxime cuando hay tanta necesidad de sentir la esperanza de que saldremos de esta.