Luchar contra los elementos


Usted puede llevar a su hijo a nadar a Vistalegre y, con altas dosis de probabilidad, le será más cómodo que le será al equipo de la élite entrenar.

Árbitro./Foto: BJ
whatsapp image 2021 10 30 at 232935
Córdoba Patrimonio-Industrias Santa Coloma./Foto: BJ

Córdoba no es una ciudad de oportunidades. No son los Estados Unidos del sueño en el que cualquiera puede construirse a sí mismo. O, en algunos casos, quizá sí, aunque se den casos que por singulares, parecen más la excepción que la regla.

En el ámbito del deporte hay uno que resulta paradigmático, el del Córdoba Patrimonio de la Humanidad. El equipo de fútbol sala lidera, aunque sea de forma coyuntural, la mejor liga del mundo y en su nombre lleva por bandera la esencia de Córdoba. Un proyecto que nació de la nada hace no tanto y que, especialmente de la mano de José García Román, ha llegado a la impensable cima de la montaña, a la cumbre del Everest, casi sin otra cosa que ilusión y un trabajo muy bien hecho.

Seguramente, en el camino ha habido más soledades que compañías, aunque tampoco deje de ser cierto que ayuda hay. Pero tampoco es falso que el equipo tiene que amoldarse a la agenda polideportiva de un pabellón cuyos usos múltiples están tan generalizados, que cuesta hasta desarrollar entrenamientos en él.

Por ejemplo, usted puede llevar a su hijo a nadar a Vistalegre y, con altas dosis de probabilidad, le será más cómodo que le será al equipo de la élite entrenar. Y también será más fácil ajustar el horario, que al Patrimonio el de los partidos. 

Una paradoja que viene a mostrar que hace falta un plan. Democratizar el deporte está muy bien (sobro todo a los que les gustan los pretendidos sistemas asamblearios comunistas, donde la asamblea se reduce al partido único), como también lo está entender que cada cosa tiene su espacio. Parece obvio, pero esto en Córdoba es luchar contra los elementos.

2 Comentarios

  1. Una vez mas se reafirman los dichos populares ” de deporte y de trafico entiende todo el mundo” , no hay nada mas que acercarse a cualquier taberna de la ciudad para comprobar la cantidad de entrenadores de primera división que hay en la barra, o la de directores de trafico que arreglarian la circulación si le agarras el cubata. Pero al final me quedo con otro dicho, que por desgracia aplico con demasiada frecuencia ” LA IGNORANCIA ES MUY ATREVIDA”, en este caso concreto yo particulamente no me atreveria a discernir sobre asuntos religiosos de los cuales el autor de este articulo parece bien formado, pero si me atrevo a opinar que en este terreno en paricular alcanza conclusiones sin el minimo, necesario y obligatorio conocimiento exigible para ello.Vamos, lo que viene siendo una persona ATREVIDA EN SU IGNORANCIA.

  2. En primer lugar compartir en su totalidad la reflexión que hace Paco Muñoz. Sr. Blas usted sabe usted que en VISTALEGRE hay más equipos que entrenan a diario y celebran sus competiciones ahí, sabe cuantos , quienes son, y que espacios ocupan de la instalación ? Usted sabe si semanalmente hay que modificar horarios para acoplar entrenamientos y competiciones para los diferentes equipos, entre los que se encuentra nuestro querido Córdoba Patrimonio de la humanidad, en sus diferentes categorías ?
    Y lleva usted toda la razón la culpa no es de Walt Disney, la culpa la tiene la IGNORANCIA CON LA QUE ALGUNAS PERSONAS MANIFIESTAN LIBREMENTE SU OPINION DE ALGO, QUE DESCONOCEN O QUIZAS NO DESCONZCAN Y ACTUAN COMO PARTE INTERESADA.

Comments are closed.