¿EN FORMA EN 70 DÍAS?


Hoy quería aprovechar el último grito televisivo, estrenado esta semana, para comentar algunos aspectos relacionados con la actividad física y la salud. El foco lo pone Alberto Chicote en Antena 3 con un programa llamado “En forma en 70 días”, que pretende en ese margen de tiempo bajar de peso y ganar en salud con cuatro participantes (uno es el mismo chef) que presentan sobrepeso y un estilo de vida sedentario.

No es el primer formato televisivo que este famoso cocinero pone en marcha pretendiendo acercar al gran público conceptos como “dieta saludable y equilibrada” o “calidad de vida y vida sana”. Sin embargo, ha quedado lejos de cumplir este objetivo de forma correcta o plena. Ha sido como un quiero y no puedo… seguramente, por exigencias del guión.

Empezando por el principio, que suele ser lo más conveniente, el título no plantea precisamente un objetivo saludable. ¿70 días? ¿Por qué? La idea que transmite es que solo dos meses y poco antes del verano podemos conseguir este objetivo de ponernos en forma, pero realmente este tiempo tan limitado y concreto lo único que consigue es una meta artificial, con fecha de caducidad. Lo principal, que sería llevar un estilo de vida saludable con una dieta adecuada y una vida activa, es que estos valores se conviertan en rutina, en algo de nuestra vida diaria… y no revertir meses o años de mala praxis con 70 días de dieta y ejercicio físico.

No es mi intención hacer una valoración técnica ni profesional acerca de lo realizado en el primer día de emisión, pero es imposible pasar por alto la deficiencia de los test previos elegidos para comprobar el estado de forma de los sujetos. Será que no hay o que no existen test de condición física para acabar eligiendo y mostrando algunos obsoletos, poco o nada específicos y con riesgo de provocar lesiones en personas no entrenadas ni preparadas.

Por otro lado, no todo es negativo. Al menos en el programa se citaba la necesidad de un control médico y la realización de una prueba de esfuerzo para determinar la aptitud previa al entrenamiento. Este aspecto es algo muy comentado y tratado últimamente con el auge de las carreras y pruebas populares y la participación en ellas de muchas personas que no están preparadas para completarlas. Son muchos los ejemplos de noticias desgraciadas por no existir ese control previo.

Fallos en el entrenamiento, sin progresión, con objetivos desmesurados y metas irreales. ¿Entrenar para ponerse en forma o al revés? ¿De 0 a 100 en los primeros días? Cierto que el programa no puede durar más del tiempo que dura, que es un show, pero al que ve esto y no entiende la propuesta lo único que le crea es una confusión difícil de resolver.

En el punto de vista nutricional, donde Chicote podía desarrollarse en plenitud, otros puntos a mejorar. ¿Por qué lo importante es siempre contar las calorías? ¿No será mejor centrarse en los alimentos y nutrientes? La calidad por delante de la cantidad, aunque también haya que tenerla en cuenta…

En definitiva, lo importante es que una persona sedentaria y con malos hábitos alimenticios quiera cambiarlos y quiera aprender (o volver a aprender) que lo ideal no es un alimento procesado ni precocinado sino una opción saludable y natural; que lo ideal no son metas en forma de minutos, kilómetros o repeticiones sino de ejercicio controlado, progresivo, adaptado, específico…

Los que seguisteis el programa podríais pensar y decirme que no estará tan mal, que consiguieron el objetivo porque bajaron de peso y redujeron la medida de la cintura. ¡Pues claro! Estos cuatro tipos pasaron de comer fatal y no realizar ningún ejercicio a estar 70 días cuidando estos ámbitos, pero lo más probable es que no consigan mantenerlos en el tiempo.

¿Solución? Está bien el show, puede motivar a ciertas personas a ponerse en marcha, pero con objetivos realistas, con profesionales a nuestro lado y con métodos adecuados seguramente se consiga el verdadero objetivo de incluir progresivamente y de forma adaptada y específica a las necesidades cada persona el ejercicio físico y la alimentación sana y equilibrada.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here