El triunfo del arte sin vetos


Todos y cada uno de ellos llegan a este punto desde brillantes carreras desarrolladas de forma individual, sin padrinazgos, labrada con esfuerzo

Grupo 'Córdoba Contemporánea', en Vimcorsa. /Foto: JC
Grupo 'Córdoba Contemporánea', en Vimcorsa. /Foto: JC

La inauguración de la exposición del grupo ‘Córdoba Contemporánea’ no sólo ha sido un hito en la vida cultural de la ciudad en este frío y húmedo enero, sino que también va a ser recordada en el futuro por lo que de símbolo tendrá, como giro en una tendencia que no iba por el camino adecuado. La multitud que se dio cita este miércoles en la sala de Vimcorsa estaba compuesta, por supuesto, no sólo por familiares y amigos de los diez artistas cordobeses sino también por aquellos que veían en este acto un gesto de rebeldía contra lo que hasta ahora se entendía como cultura dominante.

La exposición ‘Islas al mediodía’ no debe ser entendida como una reacción contra algo, sino a favor de algo. Los diez artistas del colectivo no se benefician de nada, sino que gozan de la oportunidad que les ofrece el Ayuntamiento con años de retraso. Todos y cada uno de ellos llegan a este punto desde brillantes carreras desarrolladas de forma individual, sin padrinazgos, labrada con esfuerzo y con un bagaje de reconocimientos y premios, en muchos casos internacionales, que abrumaría a cualquiera.

La pintura de María José Ruiz no tiene nada que ver con la de Rafael Cervantes ni con la de Arroyo Ceballos ni José Luis Muñoz, ni Belmonte, ni con la de ninguno del resto de artistas, pero todas ellas tienen dos elementos en común, como es que se encuentran en su momento de plenitud y que han llegado a este punto con la indiferencia, si no con el rechazo, de las instituciones, de los promotores, de los que dominan la vida cultural local.

Ahora, las tornas han cambiado. En la presentación de ‘Islas al mediodía’ quedó claro el número de puertas que se han encontrado cerradas hasta ahora, quizás por el hecho de que no lucían la equipación con la camiseta adecuada. Fue el anterior concejal de Cultura, Juan Miguel Moreno Calderón, quien les abrió la puerta hasta entonces vedada para que entraran por ella con todos los honores. Blanca Torrent y Salvador Fuentes hicieron el resto.

El ‘mea culpa’ y la autocrítica realizada por Fuentes en la presentación de la muestra es de las que hacen época. Reconoció que las instituciones, con sus predilecciones, también se equivocan, pero que ha llegado el momento de que la igualdad de oportunidades sea realmente para todos, sin exclusiones injustas que duelen más cuando se realizan con el dinero de todos.

El trabajo realizado por Félix Ruiz Cardador, nos muestra de forma armónica en la sala de Vimcorsa la diversidad de cada uno de los integrantes de ‘Córdoba Contemporánea’ dentro de la unidad. Todos ellos son creadores cordobeses, todos forman parte de una misma generación y todos, aunque no lo quieran reconocer de forma explícita, saben lo que es no ser profetas en su tierra.