Gracias por el caos, Pedro Sánchez


Sánchez
Pedro Sánchez Moncloa Gobierno
El presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez./Foto: Pool Moncloa

La metodología científica exige como características disponer de datos concretos, verificarlos empíricamente y analizarlos con objetividad, con rigor. Atributos que se aprecian ausentes en la gestión por el gobierno central de la pandemia del COVID-19.

Los datos reales se ocultan, a día de hoy no sabemos el número de fallecidos por la pandemia.

El comité científico, cuya creación anunció el presidente, era una burda mentira. Estamos comprobando día tras día que las decisiones se adoptan en función de criterios políticos. Si el destinatario es un territorio gobernando por los socios del gobierno, véase el PNV, se le aplica un  desconfinamiento a la carta. Si están gobernados por el PP la medicina es a la contra.

Con esos argumentos de gestión la desconfianza no sólo se traslada a los demás actores políticos sino que los propios ciudadanos caen en la incredulidad, indignación o, lo que es peor: la indiferencia. Vean si no la respuesta ciudadana al cribado voluntario.

Lo vivido en la última semana con la Comunidad de Madrid es el mejor botón de muestra.

Decisiones que pueden arruinar a miles de ciudadanos madrileños y del resto de España no se pueden adoptar sin ningún rigor científico y solo por agenda partidista.

Pero es que el gobierno de Sánchez, en un nuevo caso de incoherencia, arroja las medidas de confinamiento contra la Presidenta de la comunidad madrileña desentendiéndose de sus propias competencias y responsabilidades.

El Delegado del Gobierno en Madrid es quien tiene que ordenar a las fuerzas de Seguridad del Estado hacer cumplir las medidas restrictivas, los Ayuntamientos no disponen de medios.

Pero, sobre todo, como se puede pretender cerrar a cal y canto  la ciudad de Madrid sin controlar las entradas  desde el aeropuerto y las estaciones de trenes que son competencia del Ministerio de Fomento.

Tiene toda la razón Isabel Ayuso, a quien las antenas mediáticas gubernamentales han dictado sentencia de muerte política, cuando denuncia que con la decisión del gobierno central “podrás llegar a Madrid desde Berlín pero no desde Parla “.

Esta semana publicábamos en La Voz de Córdoba la queja del Foro profesional de la Sanidad, formado por representantes médicos y de enfermería, contra el ministerio de Sanidad. Defiende esta organización que “en la situación de coronavirus actual es imprescindible el diálogo “ con los profesionales sanitarios que hasta la fecha no ha sido convocados por el ministro Salvador Illa. Así vamos hacia el precipicio sanitario y social, encabezando en Europa la segunda ola del coronavirus. Donde cada vez son más las criticas por la gestión gubernamental del gobierno de Sánchez.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here