Inma, Macu, o el derecho a ofenderse


 Indignado. Hasta la última redondela de la coronilla estoy, por no emplear el término gonádico, vaya a ser que me endiñen hasta el tímpano un tiple de machismo.

Y en evitación de lo que además me llueva de crítica facilonga, empezaré con un #vayapordelante aclaratorio.

Vaya por delante que no corre por mis venas la duda de ser un extremista en mis planteamientos; vaya por delante que tengo a la libertad de expresión como catecismo (con permiso de los laicistas) de mis principios; y vaya por delante, por fin, que el arte es de las expresiones espirituales más protegible del ingenio humano.

Liberado ahora por los prefacios aclaratorios, no pueden doler prendas en afirmar que la libertad religiosa es previa a cualquier norma y texto constitucional que la proteja, porque viene de donde nadie puede llegar, de la propia existencia y de la duda humana. Por eso la fe, por eso los dogmas. Y de ahí que la ofensa a ellos sea una vulneración insoportable.

Y ahora, al grano. “Maculadas sin remedio” y “Con flores a María”. Exposición y cuadro en nuestra Diputación Provincial. No me perderé en los detalles por conocidos. Los títulos (no tanto los contenidos) son estéticamente atractivos y con la dosis de provocación suficiente para que, entre los ríos de tinta de las críticas, la precampaña electoral y las posiciones que se esperan de los líderes, el ataque al cuadro y otras secuelas de titulares mediáticos, se haga patente la filosofía “oscarwildiana” de que lo peor es que no hablen de ti.

Lo han conseguido con una escalada de hachazos al alma de los católicos, que tenemos por dogma la Inmaculada Concepción. Si sirviera para algo, ejercería ante las incitadoras ( o excitadoras, tal vez) artistas algo de docencia teológica sobre el particular, pero me temo que para ellas la teología -particularmente la católica- no forma parte del acervo de su conocimiento. Lo suyo es tirar iconos, revestidas de un ultrafeminismo inexistente e innecesario y ataviadas del látigo contra cualquier tufo religioso, pero católico, eso si; porque me pregunto si también serían las adalides de la liberación femenina contra los pilares islámicos exponiendo, por ejemplo, en alguna ciudad de Afganistan, unos cuadritos de mujeres limpiándose con el burka la hombría del profeta. Aunque igual de ofensivo, pero le ha tocado a la Inmaculada.

Lo peor de todo es la apuesta del poder público para poner por encima del sentimiento religioso la reivindicación trasnochada de excentricidades con trasfondo político. Y lo más peor es que se conculca, se viola y pisotea el derecho a ofenderse, a tener por atacado el patrimonio interior de las creencias existenciales y los dogmas que las sustentan. No es tanto el ataque a lo icónico, cuanto el desprecio a quien lo venera.

Ya solo queda esperar la reacción de “todas somos Macu”. Ay…..

2 Comentarios

  1. COMO USTED DICE VAYA POR DELANTE LA LIBERTAD DE EXPRESION Y COMO TAL LIBERTAD DE EXPRESION DIGAME EN QUE TEXTO DE LOS LIBROS SAGRADOS O DE LOS NUEVOS TESTAMENTOS ESTA DESCRITA LA IMAGEN DE SU INMACULADA CONCEPCION A TODO LO QUE MAS ES LA DESCRPCION DE MARIA, QUE PRECISAMENTE NO LA DESCRIBEN CON UNOS PUÑALES CLAVADOS EN EL PECHO COMO SU VIRGEN DE LOS DOLORES NI LA HISTORIA LO DESCRIBE DE ESA MANERA DE REPRESENTAR.SIN EMBARGO SU IGLESIA LA REPRESENTA ASI. ADEMAS LE DIGO QUE VIRGEN SEGUN LAS SAGRADAS ESCRITURAS HAY NADA MAS QUE UNA NO UN CIENTO, COMO LOS DIOSES ATEISTAS. SOBRE ES DOGMA DE FE PORQUE YO LO DIGO NO ME VALE EN EL SIGLO XXI. LO QUE SI LE DIGO QUE CON SU FORMA DE EXPRESION POCO FAVOR LE HACE AL MUNDO CRISTIANO, MAS CUANDO SU OBISPO CRITICO EL EMBARAZO ASISTIDO COMO UN AQUELARRE DE PROBETA DE LABORATORIO POR FAOR DEJESE DE TALIBANISMOS. Y POR ULTIMO UNA PREGUNTA, ¿CUANTOS DIAS DE INDULGENCIA LE HA PROMETIDO SU OBISPO POR EL ESCRITO QUE HA HECHO? RESPETE Y SERA RESPETADO, EL TORQUEMADA YA PASO A LA HISTORIA

  2. Sr. Fernández:
    Ya que parece Ud. tan “leído” le recuerdo lo siguiente:
    “La Inmaculada Concepción de María es el dogma de fe que declara que por una gracia singular de Dios, María fue preservada de todo pecado, desde su concepción.” Según “La bula Ineffabilis Deus”
    del Papa PIO IX de 8 de Diciembre de 1854.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here