Economía cordobesa en 2017 ¿En rebajas?


El pasado lunes tuve la enorme satisfacción de reunir a más de 40 mujeres, todas ellas empresarias y directivas tanto del sector público como privado de Córdoba,  representando a todas las actividades que desarrollamos aquí y que día a día hacen grande nuestra provincia.

Alrededor de un fantástico desayuno de trabajo, donde el objetivo no fue otro que el enriquecimiento personal y profesional y la necesidad de levantar el pié y parar un poco frente a la vorágine en la que nos sumimos cada día desde el minuto cero en el que empiezan a sonar nuestros despertadores, pudimos disfrutar de nuestro ponente el reconocido pensador en management internacional y nacional,  D. Luis Huete y mostrarle el elevado nivel que tenemos en Córdoba y la calidad y el embrujo de nuestra tierra.

Y es que a veces, somos muchos los que trabajamos en silencio y parece que no estamos, pero luego por contra es muy fácil encontrarnos cuando las propuestas son de verdad y los proyectos existen. Entonces, estamos las primeras, entusiasmadas e ilusionadas.

Quizás por ese motivo me llama más aún la atención, acabando la semana, leer un artículo en la prensa local donde nuestra alcaldesa habla de «Córdoba no ha sabido diseñar actuaciones que den a conocer fuera nuestro potencial logístico» o “vamos a establecer una hoja de ruta para desarrollar «un proyecto de ciudad»”.

Me pregunto ¿Ahora?

No soy política pero SÍ gestora, no soy de derechas ni de izquierdas, soy demócrata,  y con estos comentarios y después del impulso vivido a comienzos de semana, donde hablamos de management, puedo asegurar que nuestros políticos siguen sin saber lo que es una empresa.

Si pretenden atraer la inversión hablando de disminuir la demora administrativa, sin más, creo que se equivocan, ese es un deber de los gestores públicos. Debía ser el primer y prioritario objetivo, garantizar esa agilidad que genera riqueza y nos permite seguir funcionando.

Perdónenme,  pero me pregunto si saben nuestras clases políticas lo que pasa en Córdoba hoy.

¿Saben, que solo en esta semana, hemos visto como dos emprendedores cordobeses, manteniendo su sede en Córdoba, han conseguido mostrar nuestra riqueza tecnológica en todo el mundo y embrujar al británico Melvyn Morris, fundador y expresidente de la empresa que creó el popular juego para móviles Candy Crush? ¿Saben que somos también referente en moda, gracias a marcas, de jóvenes, socialmente responsables y valientes empresarios, como es el caso de la marca Silbon? ¿Conocen al chef cordobés Manuel Villalba que triunfa en Londres?, ¿que la  escritora cordobesa Almudena Villegas gana el “Oscar” a la mejor novela gastronómica en España: el prestigioso Gourmand?, ¿O cómo  Paythunder,  empresa cordobesa, es la encargada del diseño del sistema de compras por móvil de Bankia?

¿Continúo?. ¿Saben nuestros políticos que la Universidad ha recibido dos premios nacionales de prestigio: el reconocimiento a nuestro Rector y a la Universidad por su dedicación a la prevención de riesgos laborales? ¿Que nuestra escuela de agrónomos es reconocida en toda Andalucía? ¿Saben que se ha hecho público, en estos días,  el desarrollo de un sistema para ajustar la dosis de plaguicidas en el olivar, sector en el que somos un claro referente?.

Unir empresas y sumar fuerzas, esto es lo que hace crecer Córdoba y nuestra economía.

Esa unión obtiene frutos, y también lo hemos comprobado esta semana a la vista del anuncio de la Junta de la reanudación de las obras del Palacio de Congresos, tan necesario para la ciudad, a raíz de la movilización de todos los sectores económicos unidos.

Hay proyectos preciosos,  que como empresaria hemos vendido fuera,  pero que al no tener donde realizarlos vuelven a minar nuestras buenas intenciones.

Debíamos estar en pleno proceso de transformación de nuestra estructura económica, dado que el modelo de los últimos 20 años nada tendrá que ver con  las próximas décadas.

Para ponernos en forma, necesitamos de innovación, alianzas empresariales, hacer crecer los sectores de nuestra economía cordobesa como motor pero sin olvidar los nuevos modelos que están naciendo. Soy positiva creo que será el año de la recuperación, donde la exportación seguirá siendo nuestro pulmón. Pero, no se relajen, tengan en cuenta que no volveremos a vivir un escenario económico como el de hace una década.

Señores políticos, deben empezar ustedes. Imprescindible empezar por reducir sus niveles de déficit y deuda. Y nuestras empresas, deben trabajar para estar preparadas y presentes en el mercado global. Pero un crecimiento no nace sin un equilibrio laboral, social y público, esos tres ejes son prioritarios.

No se reúnan tanto y pónganse manos a la obra. Nuestro tejido empresarial cordobés debe estar presente en todas las ferias internacionales con ayuda y apoyo institucional. ¿Saben cuántas empresas cordobesas han estado presentes en el mayor escaparate de productos frescos de Europa? ¿Sabían que la empresa cordobesa Eurosemillas presentó su nueva mandarina, tango, la “mandarina tardía de referencia” en esta feria?.

El problema no está sólo en hacer más atractiva Córdoba. Hagamos más atractivas nuestras empresas. Es estupendo que empresas de reconocido prestigio se vengan a Córdoba y generen riqueza pero conozcamos a nuestros empresarios, emprendedores, no les robemos su creatividad y buen saber con un trueque llamado contrato laboral no gratuito pero de libre despido porque no pueden crecer ni trabajar y deben irse a multinacionales a encontrar refugio para sacar dignamente adelante a su familia porque caen sus negocios.

Sintamos orgullo por lo grande de nuestra tierra. Y no solo a nivel de emprendimiento o empresarial sino también a nivel social, ¿saben que ha sido reconocido de nuevo el hospital Reina Sofia en su unidad de cardiología pediátrica?. Somos referentes en muchos sectores. Sólo una semana nos lo demuestra.

Y, por favor, dejen de hablar del famoso nodo logístico. ¿Han analizado donde están ubicadas la mayor parte de las empresas que exportamos? ¿Realmente el famoso nodo logístico es tal o se quedó en nuestros libros de historia para una época romana? ¿Son conscientes de las innumerables mesas de trabajo entre empresas de la provincia con grandes empresas logísticas por reanudar el ferrocarril o darle una lógica al aéreo? Sin conocer nuestras necesidades me hace gracia el “cuento de la lechera”.

Por favor, no digamos palabras, desarrollemos proyectos. Y veamos un 2017 con optimismo. Si en esta ciudad somos capaces de acompañar a nuestro equipo de fútbol con verdadera afición,  llueva, truene o nieve, somos capaces de mucho.

Hagamos grande nuestra tierra sembrando un 2017 cargado de ambición y no de rebajas.

 

2 Comentarios

  1. Me ha encantado el artículo. En el buen sentido de la palabra: ilusionado en los imnovadores y creativos cordobeses. Enhorabuena por transmitir ilusión y alumbrar el camino. Gracias

  2. Totalmente de acuerdo Blanca. El político siempre te sonreirá y te dirá lo que quieres oir. Ahora bien ese engranaje Político – Técnicos – Mundo Real creo que no saben gestionarlo del todo bien… Entonces es cuando el/la ciudadano/a de a pie se pregunta: Realmente los políticos ¿son una ayuda o una “carga” para el contribuyente?. Y mal iremos si se va extendiendo esa reflexión….

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here