Los nuevos presbíteros de la Diócesis celebran sus primeras misas


Rodeados de familiares y sacerdotes, estos jóvenes ya han celebrado su primera misa en distintos puntos de la Diócesis vinculados a su lugar de procedencia

Jesús Lérida./Foto: Diócesis de Córdoba diocesis
Jesús Lérida./Foto: Diócesis de Córdoba

Celebrar la eucaristía es sin duda el momento más especial para un sacerdote, un sentimiento que ya han podido comprobar y vivir los nuevos presbíteros de la diócesis de Córdoba que durante la pasada semana celebraron sus primeras misas.

Como ha informado la diócesis, Pedro Jesús Del Pino lo hizo el viernes, 1 de julio, en la parroquia de Santo Domingo de Guzmán de Lucena; Pablo Fernández de la Puebla el sábado, 25 de junio, en la parroquia Nuestra Señora de la Esperanza de Córdoba; Jesús Lérida junto a sus hermanos de Hogar de Nazaret el día 18 de junio, en la Basílica Pontifica de San Juan de Ávila de Montilla; Abraham Luque el sábado, 2 de julio, en la parroquia Nuestra Señora de la Asunción de Priego de Córdoba; y Manuel Millán, el 24 de junio, en la parroquia Nuestra Señora de la Asunción de Castro del Río.

La espera ha merecido la pena. Todos ellos se muestran cargados de felicidad y de ilusión tras haber vivido este momento de gracia con el Señor rodeados de sacerdotes, familiares y amigos.

Los cinco nuevos presbíteros, después de ser instituidos sacerdotes por el Obispo en la eucaristía celebrada el pasado 18 de junio, en la Santa Iglesia Catedral, se han incorporado al presbiterio diocesano que celebró con alegría su ordenación y ya se han puesto al servicio del pueblo de Dios.