El gesto del excapataz de la Soledad


Enrique garrido, que fue durante cinco años titular del martillo de la Soledad, entregó un ramo de flores a la Virgen

El que fuera capataz de la Soledad, Enrique Garrido, entrega un ramo de flores a la Virgen./Foto: Jesús Caparrós
El que fuera capataz de la Soledad, Enrique Garrido, entrega un ramo de flores a la Virgen./Foto: Jesús Caparrós
El que fuera capataz de la Soledad, Enrique Garrido, entrega un ramo de flores a la Virgen./Foto: Jesús Caparrós

La jornada del Viernes Santo dejaba uno de esos gestos que tardan en olvidarse y dicen mucho de las personas. El mismo tuvo lugar en la iglesia de los Franciscanos, donde la imagen de María Santísima de la Soledad estuvo expuesta a la veneración de los fieles.

Hasta el templo llegó, acompañado por miembros de su equipo, el capataz cordobés, Enrique Garrido, quien hizo entrega a la Virgen de un ramo de flores. El detalle está en que, durante cinco años y hasta finales de 2019, Garrido fue el titular del martillo de la Soledad.

El adiós del capataz a la cofradía del Viernes Santo vino provocado por la incorporación a esa jornada de la Semana Santa de otro de los pasos que dirige, el de la Conversión. Garrido explicaba entonces que la decisión llegaba habiéndola “meditado y analizado detenidamente”, por lo que “nuestro cuerpo de capataces, en pleno y total acuerdo con la junta de gobierno de la hermandad de la Soledad, ha decidido no continuar al frente de la cuadrilla de costaleros de la titular de la cofradía, María Santísima en su Soledad“.

El capataz y su equipo agradecían “vivamente la comprensión, amabilidad y cariño que la Hermandad nos ha dispensado en estas últimas semanas, ciertamente difíciles, así como la total confianza que nos ha brindado en el último lustro”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here