Un costalero de Madrid para el Santo Sepulcro


Igualá de costaleros de la cuadrilla del Santo Sepulcro./Foto: Paco Puerto
Igualá de costaleros de la cuadrilla del Santo Sepulcro./Foto: Paco Puerto

La iglesia de la Compañía era el escenario donde, en la noche de este jueves, tenía lugar la igualá de la cuadrilla del Santo Sepulcro, que dirige -desde hace casi tres décadas- Luis Miguel Carrión, Curro. En la misma tuvo lugar una anécdota que da la medida no solo del enorme poder de atracción de la cofradía, sino del esfuerzo que puede llegar a hacer un costalero.
Y es que, como relata Paco Puerto para el blog Hombres de Fe, “así respondió uno de los hombres que había venido a igualar al paso del Santo Sepulcro… a Curro no le sonaba su cara y le pregunta:
– Perdona ¿Tú no eres de aquí verdad? ¿De dónde vienes?
– De Madrid”.
Para quien relata esta escena lo que da la medida de la historia es que este costalero “se traga más de 1000 km entre ida y vuelta para igualar en un paso que no sabe si tendrá la suerte de que allá un hueco libre este año”. Y apostilla que “estas cosas son las que te hacen amar este mundo nuestro y por las cuales merecen la pena seguir estando cerca de ellas”.
Cabe recordar que la cuadrilla del Santo Sepulcro es una de las más señeras de Curro. De hecho, comenzó su andadura en ella, a principios de la década de los ’90. Convirtiéndola en uno de los emblemas de su labor al frente de los pasos. De tal modo que la cofradía del Viernes Santo depositó en él la confianza a mediados de los 2.000, para que Curro fuese el capataz titular de la hermandad. Una apuesta que se ha reflejado satisfactoriamente también el palio de Nuestra Señora del Desconsuelo, cuya cuadrilla es muy apreciada en la Semana Santa de Córdoba.

4 Comentarios

  1. Mi mujer y yo salimos en La Encarnación y Buen Suceso respectivamente desde hace más de 5 años, somos de Salamanca y esto no es una noticia, hay más gente de fuera que lleva años saliendo y jamás se les hizo un artículo, pero claro hablamos de una cuadrilla de Curro, si quitamos a este capataz parece que no hay Semana Santa en Córdoba… Lamentable

    • La Semana Santa ha existido, existe y existirá con Curro o sin el. Pero una cosa si te digo, un hombre como Curro, al igual que otros en su tiempo, está creando una huella imborrable. Con la perspectiva de los años, se dirá que ha habido un antes y un después. Sus muchos años al frente de las diferentes cuadrillas que ha llevado así lo atestiguan. Su estilo y su manera de hacer las cosas son espejo para muchos capataces actuales y futuros. Entiendo que no a todo el mundo le tenga que gustar. Pero lo que es impepinable es su aportación a la Semana Santa. Que eso es incuestionable y quien lo cuestione, es por dos cosas, por envidia o porque no tiene ni puñetera idea de esto.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here