El nuevo vicario general expresa a los cordobeses su "cariño y disponibilidad para todo lo que necesiten"


vicario
Demetrio Fernández y Antonio Prieto./Foto: BJ

El nuevo vicario general de la diócesis y moderador de la Curia, Antonio Prieto, ha realizado el juramento de fidelidad. Ha sido en una sencilla ceremonia que ha estado presidida por el obispo de Córdoba, Demetrio Fernández, y que ha contado con la presencia de su predecesor en el cargo, el obispo electo de Guadix, Francisco Jesús Orozco. Además del canónigo, Joaquín Alberto Nieva (en calidad de fedatario del acto); el vicario de la ciudad, Jesús Poyato; así como los canónigos, Manuel María Hinojosa Petit y Tomás Pajuelo Romero, entre otros sacerdotes.
Demetrio Fernández y Antonio Prieto./Foto: BJ

En declaraciones concedidas a La Voz de Córdoba, Prieto no ha dudado en señalar que “me siento muy agradecido a don Demetrio por la confianza que deposita en mí”. Y ha reconocido que “tengo muchos deseos de servir a la diócesis, de ayudar al obispo en unión, afectiva y efectiva, con él en el gobierno de la diócesis, en el servicio de la Curia Diocesana y a todos los feligreses de Córdoba, a los que expreso mi cariño y disponibilidad para todo lo que necesiten”.
Demetrio Fernández./Foto: BJ

Cabe recordar que el nuevo vicario general cuenta con una elevada formación y amplia trayectoria de servicio a la Iglesia de Córdoba. No en vano es profesor en el Seminario Conciliar “San Pelagio” y en el Instituto Superior de Ciencias Religiosas Beata Victoria Díez; además, ha impartido clases para el Máster de Pastoral Familiar del Pontificio Instituto “Juan Pablo II” de Madrid y en la Universidad Eclesiástica San Dámaso de Madrid. Es miembro de la Comisión Teológica Asesora de la Comisión Episcopal para la Doctrina de la Fe de la Conferencia Episcopal Española, miembro del Colegio de Consultores de la Diócesis de Córdoba, y ha sido hasta 2014 director del Servicio de Publicaciones de los Centros Académicos de la Diócesis de Córdoba, además de Administrador de la Fundación San Eulogio de Córdoba, donde también ha ocupado el cargo de secretario. En 2015 fue nombrado Miembro del Equipo de la Delegación Diocesana para el Clero y desde 2016 es Canónigo de la Santa Iglesia Catedral y responsable del “Foro Osio”. Autor de numerosas publicaciones, ha traducido diversos artículos de obras como “Juan Pablo II ante la Sagrada Escritura”.
 
 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here