Encinas Reales rinde culto a su Cristo


La portentosa imagen de Jesús de las Penas celebra sus cultos en la ermita del Calvario

Eucaristía presidida por José Juan Jiménez Güeto./Foto: Jesús Caparrós

(Joaquín de Velasco). El día de San Miguel, Encinas Reales está de fiesta por los cultos de su patrón y alcalde perpetuo, Nuestro Padre Jesús de las Penas. Y todo el pueblo, cerrando sus negocios, se ha dado cita en la bella ermita del Calvario, especialmente exornada para la ocasión. La televisión local ha retransmitido la ceremonia para aquellos que no pudieron seguirlo en vivo.
La Eucaristía ha estado presidida por el canónigo de la Catedral, José Juan Jiménez Güeto, y concelebrada por otros siete sacerdotes, y ha contado con la presencia -sin complejos- de la corporación municipal, con su alcalde, Gabriel González Barco (PSOE) al frente. Y todo ello con la solemnidad de la Coral San Juan Pablo II de Cabra.

En su homilía, Jiménez Güeto destacó la importancia de la devoción de Encinas Reales a la imagen del ecce-homo. “Él reina en nuestras vidas. Conoce nuestras lágrimas. Sabe de las penas de cada habitante de esta localidad”. Basó su alocución en el consuelo que la bendita imagen aporta a quien le reza. “Jesús de las Penas es la fuente de agua viva para Encinas Reales. De su corazón mana el perdón, el consuelo y la fuerza  para todos los que se postran ante Él”.
“Imitar a Jesús de las Penas, dejarse atrapar por su mirada de sufrimiento, contemplar su respuesta de silencio, no devolviendo sino amor y humildad a las injurias, es el camino”. El celebrante reconoció que no era un camino fácil. Pero para ello “el vecino de Encinas Reales cuenta con la ayuda inestimable de María, madre de Dios y nuestra. Siempre discreta, pero presente en el momento del dolor”.
Esta tarde tendrá lugar la esperada procesión. Jesús de las Penas recorrerá las calles de Encinas Reales, bendiciendo a todos sus hijos y dejando momentos de gran intensidad espiritual. El alcalde perpetuo, que fue así designado por el actual regidor Grabriel González en 2016, dará cuenta de la fe de un pueblo y de la riqueza antropológica que posee la diócesis de Córdoba.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here