Así fue la interpretación a piano de Mi Amargura para María Auxiliadora


Auxiliadora
María Auxiliadora./Foto: Jesús Caparrós

La salida extraordinaria de María Auxiliadora, con motivo del centenario de su santuario, dejó este sábado momentos para la historia. Así, el paso por San Pedro dejó estampas inéditas de la Virgen de Don Bosco en la basílica pontificia. Como también fue estrenado el paso de la patrona de los Salesianos por la Cuesta del Bailío, enclave donde se dieron cita centenares de cordobeses.
Ese último enclave se atravesó en el camino de regreso al santuario de María Auxiliadora desde la Catedral. Y tendría su correlato instantes más adelante con el discurrir del cortejo por Rejas de Don Gome y San Agustín, desde donde se enfiló San Lorenzo, para vivir uno de los grandes momentos de la noche. Y es que, en su barrio, la Virgen fue obsequiada con una interpretación muy especial de la conocida marcha Mi Amargura. La pieza fue interpretada, de forma brillante, a piano, como recogió la cuenta El Mundo Cofrade.

Fueron momentos de gran intensidad, donde destacó -ante todo- el respetuoso silencio con el que los centenares de devotos que se hallaban en el lugar asistieron a dicho momento. No fue, en cuanto al apartado musical se refiere, el único momento singular. Y es que horas antes, camino de la Catedral, la calle Arroyo de San Lorenzo fue el escenario donde se estrenó la marcha Reina de un barrio, cuya interpretación corrió a cargo de la Sociedad Filarmónica el Carmen de Salteras.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here