Cuando Aumente salvó la extraordinaria de María Auxiliadora


Los problemas con el resto de los eventos de la jornada y el número de efectivos de Policía Local complicaron la salida procesional

Virgen Auxiliadora
María Auxiliadora./Foto: Jesús Caparrós

A mediados de la semana pasada una llamada pudo cambiarlo todo. En la misma, el emisor comunicó al receptor que no había permiso del Ayuntamiento para celebrar la salida extraordinaria de María Auxiliadora el sábado 22 de septiembre. Asimismo, se comunicaba que la opción ofrecida por los responsables de Capitulares era la de cambiar la fecha de la procesión al día siguiente.
Eso último había ocurrido con la Divina Pastora, pero las diferencias eran bastantes entre una procesión “ordinaria” como la de Capuchinos, y una salida excepcional, con misa en la Catedral incluida. Había, por tanto, que negociar y ser prudentes. Por lo que el asunto se llevó directamente entre los representantes de la institución educativa y el máximo dirigente del Área de Seguridad municipal, Emilio Aumente.
Y, en ese estado de las cosas, se llegó al sábado. En esa jornada, las reuniones habían comenzado a dar frutos y Aumente reconocía que la procesión de María Auxiliadora era probable que se celebrase, pero a expensas de seguir las recomendaciones de la Policía Local. El edil se lamentaba de la gran cantidad de actos previstos para ese día, partido de fútbol del Córdoba incluido, y de la dificultad que supone gestionar tantos acontecimientos cofrades.
Pese a que el recorrido se anunciara el domingo, no fue hasta este pasado lunes cuando la Policía Local dio luz verde a la procesión, eso sí, con algunas modificaciones en el itinerario de ida a la Catedral. La gestión de Aumente había dado sus frutos y, con cierta dosis de ironía, antes del Pleno de este martes bromeó con que “algunos se han quedado con las ganas de criticarme”. Y es que fue él quien, en gran medida, salvó la extraordinaria de María Auxiliadora.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here