Cambian de espacio dos de las imágenes del Amor


Las obras en la capilla de la hermandad en Jesús Divino Obrero obligan al traslado del Señor del Silencio y la Virgen de la Encarnación

hermandad penitentes amor
María Santísima de la Encarnación en su palio./Foto: Jesús Caparrós

La llegada al cargo de hermana mayor del Amor de Rocío Arranz ha supuesto un soplo de aire fresco para una cofradía que, “además de acometer arreglos en la priostía de la casa de hermandad y en el local de la mayordomía, vamos en las próximas semanas a comenzar obras en la capilla”, se ha señalado desde la corporación de Jesús Divino Obrero.
En ese sentido, se ha querido especificar que, “tal y como quedó anunciado meses atrás, la junta gestora siendo presidenta Rafaela Vázquez Cañete, aprobó con el visto bueno de nuestro consiliario la sustitución de la actual reja de madera de la Capilla por otra nueva construida en hierro bajo diseño de Antonio Romero”. De tal modo que la obra está siendo ejecutada por los talleres Ifeca, de la capital cordobesa.
Una labor que, a juicio de la hermandad, se está realizando “con un resultado extraordinario, a juzgar por lo visto hasta el momento en las distintas visitas” de supervisión. Y se ha repuesto que, en las próximas semanas, se llevarán a cabo las tareas de retirada de la antigua reja de madera y colocación de la nueva, “que está inspirada en los modelos existentes en nuestra Santa Iglesia Catedral”.
La obra
María Santísima de la Encarnación y Nuestro Padre Jesús del Silencio en su nuevo enclave./Foto: Amor

Desde la cofradía del Amor se ha detallado, a su vez, que la pieza consta de tres cuerpos divididos en dos hojas que se abaten completamente, dejando diáfano todo el espacio. Asentada sobre un pequeño zócalo molturado, se alza la reja compuesta por barrotes lisos de sección cuadrada que se interrumpen por un friso formado por una secuencia de jarras de azucenas, símbolo de la pureza de la Virgen María. Sobre la cornisa que cierra la reja se levantan un conjunto rodeos decorativos de carácter vegetal donde campea el escudo de la hermandad.
“Con esta reja se pretende garantizar la seguridad del espacio sagrado a la vez que dignificar aún más la Capilla de la cofradía”, se ha subrayado. Mientras que se ha apuntado que, para las obras de acomodo y colocación, “la hermandad ha procedido a retirar de la capilla las benditas imágenes de Nuestro Padre Jesús del Silencio y de María Santísima de la Encarnación, trasladándolas junto a la nave de la Epístola, junto al altar de las imágenes de San José y de la Virgen de Fátima”.
Finalmente, desde la cofradía del Amor se ha recalcado que, “desde ese nuevo espacio, las imágenes con toda dignidad recibirán la veneración de los hermanos y fieles hasta que las obras hayan concluido definitivamente”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here