"Queremos conseguir una hermandad modélica"


La nueva responsable de la cofradía del Amor, Rocío Arranz, hace pública una carta de presentación a los hermanos

hermandad penitentes
María Santísima de la Encarnación en su palio./Foto: Jesús Caparrós

La hermandad del Amor ponía fin a la etapa de la gestora el pasado 1 de julio. Con las elecciones que ganaba Rocío Arranz, la joven cofrade de Jesús Divino Obrero tiene ante sí un apasionante reto entre cuyos objetivos principales tiene el de “impulsar la integración de todos los hermanos para mantener una hermandad viva, así como atender las necesidades en todo momento, escuchando vuestras aportaciones y compartiendo las mejoras y avances”.
Así lo ha explicado Arranz en su carta de presentación a los hermanos del Amor. En la misiva, la nueva responsable de la corporación del Domingo de Ramos ha señalado que “tendremos un plan de formación anual de marcado carácter dominico, con cuyo espíritu misionero estamos emparentados desde la fundación de la cofradía por Fray Albino”. En este sentido, Arranz ha subrayado la importancia de seguir integrados en la parroquia, “donde estaremos presentes en todos los actos y celebraciones”.
La acción caritativa en un barrio tan necesitado como el del Sector Sur y el avance patrimonial, han sido otros de los aspectos que ha resaltado Arranz en su carta de presentación. Finalmente, la nueva hermana mayor ha destacado que las líneas de acción que ha diseñado están planteadas “contado con la ayuda de todos vosotros para que podamos conseguir una hermandad modélica”.