Los palios marcan la tendencia de la Semana Santa


Los estrenos de la Trinidad, la Salud y la Alegría marcan el camino de las incorporaciones patrimoniales en Córdoba

palios
Palio de la Trinidad./Foto: Álvaro Córdoba

Las Distinciones La Voz de las Cofradías reconocían la labor más meritoria de las realizadas en el patrimonio artístico de las cofradías. En su análisis tenían cabida tanto los estrenos de reconocida calidad, ya sea de orfebrería, escultura, talla, bordado, como las labores de restauración de envergadura que se caractericen por el cuidado técnico en su ejecución.
El galardón recaía en la hermandad de la Santa Faz, por el estreno de su paso de palio. Una obra de arte hecha trono para la madre de Dios. El conjunto sigue el diseño realizado por Rafael de Rueda, con bambalina frontal de un delicado tono azul, bordada en oro fino a ambas caras en estilo rocalla. Respiradero frontal de orfebrería en la misma línea, con una llamativa cartela central de inspiración catedralicia realizada por Bernet. La adaptación de sus varales a la nueva estética, conjuntando dorado y plateado con unos originales esmaltes que evocan los colores de la orden trinitaria. La elaboración de la nueva mesa, y la presentación más que digna de las partes provisionales aún no realizadas.

Un reconocimiento que, por merecido, no deja de mostrar la interesante tendencia patrimonial de la Semana Santa de Córdoba que, en 2018, ha asistido a los estrenos de las bambalinas de los palios de Nuestra Señora de la Salud, así como el de la Virgen de la Alegría.
El sueño del Naranjo
Gabriel
Nuestra Señora de la Salud./Foto: LVC

La primera salida procesional de la titular mariana de la hermandad de la Agonía vino marcada por ese gran estreno. Con el característico fleco de bellota (realizado por Sergio Guzmán), formas clásicas, profusa decoración floral, dos grifos en la parte central y querubines en la crestería bordada, la nueva bambalina frontal del palio de Nuestra Señora de la Salud se caracteriza por mantener un marcado estilo renacentista. La pieza ha sido diseñada por el afamado artista cordobés, Julio Ferreira. Mientras que la ejecución ha corrido a cargo del bordador astigitano, Jesús Rosado.
El broche del Resucitado
Palio de la Virgen de la Alegría./Foto: Luis A. Navarro

La cofradía de Santa Marina es una de las más consolidadas a nivel patrimonial. Solo faltaba el cambio de palio que, en apenas dos años, tendrá sus bambalinas completamente finalizadas. El palio diseñado por Rafael de Rueda para la corporación de Santa Marina destaca por mantener la malla en las bambalinas, sobre la que sobresale unos ornamentos gruesos que otorgan una sensación de solidez al palio. A ello hay que sumar que las inscripciones de las cartelas no están escritas en latín, como viene siendo habitual en la mayoría de elementos patrimoniales de las cofradías. Así, las que llevará la Virgen de la Alegría irán en castellano, mientras que en el frontal de la bambalina preside una efigie de la Inmaculada Concepción. En el central de la trasera, por contra, la cartela contiene el escudo de Córdoba. Todo ello para mostrar un conjunto de corte barroco, donde los faldones presentan azules en las partes sin bordar.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here