Mario Iceta explica los retos que profetizó Pablo VI


El obispo de Bilbao pronuncia la primera de las conferencias de la Semana de la Familia, donde destaca la actualidad que posee la encíclica 'Humanae Vitae'

Iceta
Mario Iceta, antes de su intervención./Foto: LVC

Con el salón de actos del Palacio Episcopal lleno, el obispo de Bilbao Mario Iceta ha sido el encargado de pronunciar la primera de las conferencias programadas para la Semana de la Familia. El prelado, quien además es  presidente de la Subcomisión Episcopal para la Familia y la Defensa de la Vida de la Conferencia Episcopal Española, ha sido presentado por el vicario general de la Diócesis, Francisco Orozco; así como por los delegados de Familia y Vida de la diócesis de Córdoba.
Asistentes a la conferencia de Mario Iceta./Foto: LVC

La respuesta de Humanae Vitae al desafío cultural sobre la procreación. Bajo este título se ha desarrollado una interesante ponencia en la que Iceta ha vuelto a dejar patente su conocimiento sobre la materia en cuestión. De tal modo que el obispo de Bilbao ha abordado los “contenidos o desafíos a los que quiere responder la encíclica Humanae Vitae“. En este sentido, Iceta ha señalado que, “fundamentalmente son tres grupos o desafíos fundamentales. El primero radica en la cuestión de la revolución sexual, que se va gestando durante el siglo XX y que eclosiona, de forma muy potente, en los años 50 y 60”.
“La segunda es la cuestión del neomalthusianismo. Donde se establece que existe un crecimiento exponencial de la población y, en cambio, un crecimiento lineal de los recursos propios de la naturaleza y, por tanto, habría que limitar la población. Una corriente de pensamiento, que surge a final del siglo XIX y eclosiona en el XX”. Y, finalmente, está la cuestión del imperativo tecnológico. La posibilidad de intervenir técnicamente en los procesos de procreación”.
Sobre esos tres apartados, Iceta ha destacado que “el Papa Pablo VI responde a estos desafíos y propone una antropología, basada en la verdad del amor humano y en la revelación sobre el amor humano y la procreación”. Por tanto, se trata de una propuesta que, como ha indicado el obispo de Bilbao, “se ha afianzado y continuado en el Magisterio posterior”. De hecho, Amoris Laetitia subraya y remite a esas enseñanzas de la encíclica. “El mismo Papa Francisco nos habla de este acto profético, refiriéndose a Pablo VI y cómo defiende esta dignidad de la naturaleza humana, de la sexualidad, inscrita como lenguaje corporal del amor y también de la procreación humana, como un don inmenso que Dios nos concede”.
Y ha destacado que es un aspecto de gran actualidad, ya que no en vano “la Iglesia convocó dos sínodos para abordar la cuestión de la familia. Pienso que es un tema que está sobre la mesa y es muy debatido”.
Mario Iceta, antes de su intervención./Foto: LVC

“Encantado de volver a Córdoba”
Iceta, que desarrolló la primera parte de su ministerio sacerdotal en Córdoba, se ha mostrado “encantado” de regresar. Cabe recordar que el obispo de Bilbao participó este domingo en la vigilia previa a la Semana de la Familia en la Catedral. Mientras que, con anterioridad, estuvo en el Centro Familiar de Lucena, localidad a la que se halla estrechamente vinculado, impartiendo una conferencia; participó “con gozo” en los actos del 425 aniversario de la fundación de la hermandad del Nazareno de Priego; así como se desplazó a Rute para celebrar en los actos del “jubileo” por la coronación de la Virgen del Carmen.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here