El Patio de los Naranjos a rebosar de público


patio
Público congregado en el Patio de los Naranjos./Foto: Jesús Caparrós

La tarde del Jueves Santo está discurriendo en Córdoba, con el esplendor propio de cofradías con siglos de historia, como es el caso de las Angustias, el Nazareno, Jesús Caído, la Caridad y el Cristo de Gracia. Pero también con la pujanza de la hermandad de la Sagrada Cena, cuyo barrio de Poniente se vuelca en esta jornada. De tal forma que miles de cordobeses y visitantes se echan a las calles de la ciudad para disfrutar de estas seis cofradías. Y, uno de los enclaves predilectos, no es otro que el Patio de los Naranjos.
Con acceso libre al mismo, desde primera hora de la tarde el público se ha congregado en el recinto catedralicio para disfrutar de las cofradías en un marco incomparable y único en el mundo. Una vez ha llegado la primera hermandad, la de Jesús Nazareno, el Patio ya estaba a rebosar de gente.
La gran afluencia de público ha mantenido la línea de las jornadas anteriores, en que el Patio de los Naranjos ha acogido a más personas que en la Semana Santa de 2017. Un hecho que se explica, tras el traslado de la carrera oficial a la Catedral de Córdoba y su entorno, que ha cambiado la fisionomía de la Semana Santa cordobesa y deja nuevos espacios donde disfrutar del discurrir de las diversas hermandades.
Público congregado en la Plaza de Santa Catalina./Foto: Jesús Caparrós

Otro de los enclaves donde los cordobeses se están congregando para ver la jornada de este Jueves Santo es la Plaza de Santa Catalina, en cuyas inmediaciones acaba el recorrido común.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here