Así se interpretó el 'Soneto a Cristo Crucificado'


El coro Cantabile participó en la fiesta de regla, que conmemoró los 400 años de la llegada del Cristo de Gracia, dejando patente un extraordinario nivel musical

cristo de gracia
Fiesta de regla del Cristo de Gracia, presidida por el obispo de Córdoba./Foto: CdG

A lo largo de la historia, numerosos filósofos y teólogos han convenido que a través de la belleza de las cosas es más fácil acercarse a Dios. Y, sin duda, la música sacra es una de las maneras más sublimes que ha encontrado el hombre para utilizar esa hierofanía. La última prueba de ello la dejaba la coral polifónica Cantabile, gracias a su participación en la fiesta de regla del Cristo de Gracia que presidió el obispo de Córdoba, Demetrio Fernández. Ésta conmemoraba el cuarto centenario de la llegada del crucificado a Córdoba y las voces de Cantabile ayudaron a llenar de espiritualidad -aun más- la solemnidad que se festejaba.


Las voces que dirigió, de forma magistral, Rafael Wals dejaron en la parroquia de Nuestra Señora de Gracia -frente al Esparraguero- momentos de incalculable valor artístico. Uno de ellos se produjo con la interpretación del Soneto a Cristo Crucificado, una pieza que transportó a los presentes a otro tiempo. Tal vez, al mismo en que a Córdoba llegó la poderosa imagen del Cristo de Gracia.
Cantabile
Con clara influencia musical en el Renacimiento y Barroco, el grupo Cantabile remonta sus orígenes a mediados de la década de 1990, cuando el entonces profesor del Conservatorio Superior de Música de Córdoba, Juan Mario Moreno, comienza a celebrar diversas actividades con la participación de los alumnos de dicho centro formativo. Será en la primavera de 1997, cuando la coral se constituya como tal y se compone alumnos que han pasado o permanecen en los conservatorios de música de Córdoba. Además, la agrupación cuenta con un número considerable de especialistas en educación musical, que ejercen como tal en colegios de las diferentes provincias de Andalucía, así como de personas interesadas y aficionadas al mundo de la música.
A punto de cumplir dos décadas de existencia, el coro ha participado en un considerable número de actos de carácter religioso y cofrade. Destaca, entre los mismos, el haber formado parte de las siete agrupaciones que interpretaron en la Catedral, en 2002. el Miserere del que fue hacia 1709 maestro de capilla de la misma, Agustín Contreras; así como la organización durante la Cuaresma de 2006 de un encuentro coral de música religiosa, donde interpretaron el Requiem op.48 de G. Fauré junto a La Joven Orquesta Ciudad de Córdoba. En el terreno de las cofradías, la imagen de Cantabile se asocia al acompañamiento, en la noche del Viernes Santo, a Nuestra Señora del Desconsuelo en su Soledad, donde la conjunción entre la hermandad del Santo Sepulcro y el coro deja estampas de marcado carácter espiritual.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here