"Es una propuesta fundamentalista y con visos inquisitoriales"

66

La Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Española aborda la ley promovida por Podemos y sus confluencias contra la discriminación del colectivo LGTBI

Asignatura de Religión
José María Gil Tamayo./Foto: LVC

La comparecencia de prensa posterior a la Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Española (CEE), que ha tenido lugar este lunes por parte de su secretario general y portavoz, José María Gil Tamayo, ha abordado la ley promovida por Podemos y sus confluencias contra la discriminación del colectivo LGTBI. En trámite parlamentario, Gil Tamayo ha transmitido la opinión de los obispos acerca de la misma.
Sobre la propuesta de Podemos, Gil Tamayo ha reconocido que “nos preocupa enormemente. Y no solo a nosotros, sino también a otras confesiones religiosas”. En este sentido, ha puesto el ejemplo de la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas en España, que dirigió en septiembre una carta al presidente del Gobierno mostrando su preocupación. Y ha desvelado que la acompañó de informes de organismos internacionales.
Podemos
Juan Carlos Monedero, en las jornadas celebradas en Córdoba./Foto: Jesús Caparrós

Como ha subrayado el portavoz de la CEE, la proposición de Podemos y sus confluencias presenta, “para la Iglesia Católica, graves dificultades” y supone “un ataque frontal a una serie de derechos y libertades fundamentales”. Asimismo, Gil Tamayo ha advertido de que, de salir adelante en el trámite parlamentario, “pone en peligro todos los bienes que nos trae nuestra vivencia en democracia”. A este respecto, el portavoz ha hecho referencia al riesgo para las libertades de expresión, de pensamiento, religiosa, e incluso, la de conciencia. Si bien ha insistido a lo largo de toda su comparecencia que siempre se busca la salvaguarda del “respeto a las minorías, por encima de sus diferencias”.

“Esta imposición de la ley de la ideología de género pretende excluir e impedir otras visiones acerca del ser humano”, ha manifestado Gil Tamayo. Éste no ha dudado en mostrar la preocupación de los obispos, sobre una una propuesta que el portavoz ha calificado de “fundamentalista y con visos inquisitoriales”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here