Los motivos que han llevado a dimitir al presidente de la gestora del Amor


Razones de índole "personal y profesional" son las principales causas que han hecho presentar la renuncia a Miguel Ángel de la Torre

Amor
Cristo del Amor./Foto: Jesús Caparrós

En las próximas semanas se decidirá el futuro gobierno de la hermandad del Amor, la cual ha estado dirigida durante los dos últimos años por una junta gestora. La continuidad de esta fórmula o la convocatoria de elecciones a hermano mayor son las dos vías principales que se plantean, tras la renuncia a continuar al frente de la gestora de Miguel Ángel de la Torre. Una dimisión que se elevaba a la organismo eclesial competente hace unos días. Y que, como indican fuentes allegadas a de la Torre, no se ha tratado de una decisión fácil de tomar.
La dimisión ha sido fruto, de hecho, de “un largo proceso de reflexión” y se ha adoptado una vez están saneados los distintos ámbitos de la cofradía del Domingo de Ramos. Ejemplo de ello radica en el balance económico que, a día de hoy, presenta la hermandad. Y es que la corporación cuenta con un considerable saldo a favor. Una cantidad que, descontada la primera fase de pago de la nueva mesa del palio de la Virgen de la Encarnación, deja como superávit más de un millón de las antiguas pesetas.
Otro de los aspectos que se ha mejorado ostensiblemente ha sido la base de datos de la cofradía de Jesús Divino Obrero. La misma ha sido desarrollada y actualizada, para adaptarla a las necesidades comunicativas de la corporación con sus hermanos. A lo que hay que sumar el trabajo realizado en cuanto a preparación de los cultos, pasos y demás aspectos organizativos, donde también la gestora ha contado con la ayuda de grupos de hermanos en momentos puntuales.
En ese contexto y, con una parte importante del trabajo que se le encomendó realizada, de la Torre ha tomado la determinación de su marcha, a causa de motivos de “índole familiar y profesional”. Las fuentes consultadas por La Voz de Córdoba ponen de relieve, además, que “han sido dos años de mucho esfuerzo y ante una situación muy complicada en el seno de la hermandad”. Y señalan, además, que el trabajo ha sido llevado a cabo “con responsabilidad” y sin mayor colaboración que la de los miembros que integraban la gestora. Así, con las parcelas administrativa y económica en perfecto estado, el presidente de la gestora ha tomado la decisión de echarse a un lado y dar paso a otros hermanos.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here