Los fuertes lazos que unen al BRIMZ X con la Quinta Angustia


La iglesia de la Merced ha acogido el acto de retirada de la boina azul de la Brilib XXVI, tras cumplir su misión de paz en Líbano

Quinta
Representantes del BRIMZ X y la prohermandad de la Quinta Angustia./Foto: LVC

La la iglesia parroquial de Nuestra Señora de la Merced, sede canónica de la prohermandad de la Quinta Angustia ha acogido un acto muy especial. Se trataba de una misa de acción de gracias, con motivo del retorno de la Brilib XXVI de su misión en Líbano. La misma fue encomendada a la protección de María Santísima de la Quinta Angustia. La Solemne Eucaristía fue presidida por el capellán Castrense de la BRIMZ X, César Meca Martínez.
Durante el transcurso de la Eucaristía se realizó la retirada de la boina azul que, desde la partida de la Brilib XXVI, permanecía a los pies de María Santísima de la Quinta Angustia. Ello como símbolo de la protección y el amparo de la titular de la corporación a todos los integrantes de la misión, por el responsable de la misma, el general de brigada Aroldo Lázaro Sáenz.
DSC 0001
General de brigada Aroldo Lázaro Sáenz./Foto: LVC

Antes del acto de retirada, el hermano mayor, Manuel Higuera, expresó su felicitación a los integrantes de la Brilib XXVI por el éxito de la misión. Asimismo, indicó que durante todo el tiempo que ésta se ha prolongado, todas las oraciones y peticiones de la prohermandad han ido dirigidas a solicitar la intercesión de la Santísima Virgen, para la protección de todos los integrantes de la Unidad desplazada. Además manifestó su satisfacción por la realización de diferentes actividades, durante el tiempo del despliegue con las familias de todos los militares desplazados a Líbano. Los cuales han permitido estrechar los lazos de unión entre la BRIMZ X y la Quinta Angustia, más si cabe.
En su alocución a los asistentes el general Lázaro Sáenz agradeció a la corporación su preocupación y desvelos, tanto con los integrantes de la Brigada así como con todos sus familiares. Manifestó igualmente su satisfacción por el éxito de la misión, siempre al servicio de España, y que esta hubiese discurrido sin novedad gracias al amparo de María Santísima de la Quinta Angustia. El general expresó su deseo de que el Patronazgo de la Virgen se mantenga sobre todos los integrantes de la Brigada. Finalmente, el militar expuso sus votos para que los lazos que unen indisolublemente a la BRIMZ X con la Quinta Angustia se mantengan en el tiempo y se hagan más fuertes.

1 Comentario

  1. Gran trabajo realizado por todos los integrantes de la BRIMZ X en su despliegue en Líbano, pero desgraciadamente no suficientemente reconocido el esfuerzo y sacrificio que realizan los esforzados hombres y mujeres de nuestras FAS.
    Y enhorabuena a la Pro Hermandad de la Quinta Angustia por este merecidísimo reconocimiento a los miembros de la BRILIB XXVI. Es un ejemplo de colaboración a seguir por muchas entidades. ¡Felicidades a todos por el éxito de la Misión!

Comments are closed.