Bujalmoro, donde los rocieros mandan salves desde el cielo


Seis días llevan ya los peregrinos Córdoba caminando hacia la Aldea del Rocío, con más fuerza aún que en la primera jornada

El capellán del camino, Tomás Pajuelo, celebra la misa. rocío bujalmoro
El capellán del camino, Tomás Pajuelo, celebra la misa. /Foto: LVC

Los pies ya están asentados, la vara ya conoce los senderos y la medalla ya no pesa en el cuello. Los peregrinos cordobeses se enfrentan con fuerza, fe y devoción al sexto día de camino. Las ampollas ya se han convertido en algo habitual para los rocieros, sin embargo, parece que desde Almonte la Virgen sigue dándoles fuerzas para llegar a su destino. Hoy, más que nunca, ha sido un día de recuerdos, en un lugar marcado a fuego en el corazón del que camina hacia la aldea desde Córdoba, Bujalmoro.
La Hacienda de Bujalmoro se abre para recibir a los romeros este martes. Aquí, los caminos rodeados de girasoles y olivos han servido de guías para llegar hasta el centro de este lugar, en el que una capilla custodiada por un cuadro de una Inmaculada se convierte en mensajera desde el cielo a la tierra. Aquí, los romeros que ya se fueron mandan mensajes a los que aún están en la tierra, y los que aún siguen responden en forma de cantos y rezos. Emoción, recuerdo, Rocío, sentimiento e ilusión. Eso es Bujalmoro.
Tras este sendero, el camino se dirigió hacia el parque periurbano de La Corchuela. Este es el enclave escogido para pernoctar en la noche del martes. Mañana tocará cruzar el Guadalquivir en la localidad sevillana de Coria Del Río.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here