Rafael García presenta una candidatura experimentada para dirigir la Esperanza


Esperanza
Nazarenos de la hermandad de la Esperanza en la Catedral./Foto: Luis A. Navarro

Numerosos son los rostros conocidos que componen la candidatura de Rafael García Cerezo ha presentado para regir los designios de la hermandad de la Esperanza, de cara a las elecciones que se celebrarán este domingo. Con dos aspirantes a ocupar la máxima responsabilidad en la corporación de San Andrés, García Cerezo se ha rodeado de un experimentado grupo humano de 20 personas. José Ortiz, como vicehermano mayor; Antonio Tavera, como secretario; Ana Esperanza Merina, en tesorería; Antonio Montero y Rafael Merina, en mayordomía; Daniel Serrano en caridad; o Marcelino Hidalgo, en evangelización; son algunos de los nombres que habrán de dar forma, en caso de obtener la confianza de los hermanos, al amplio proyecto de García Cerezo.
Uno de los aspectos que sobresalen de la candidatura radica en que las distintas áreas que la componen están integradas por varios miembros. Ello viene a incidir en los objetivos planteados en su carta de presentación a los hermanos. En la misma se planteaban numerosas iniciativas a emprender. Un nuevo formato de junta de gobierno, caridad y acción social, presencia en la sociedad, labor de evangelización, optimización de la secretaría, cuidado de los colectivos que se integran en la corporación, estación de penitencia, patrimonio, situación del palio, casa de hermandad y ámbito económico y humano se erigen como las líneas maestras de García. Para ello, la secretaría contará con tres personas a su cargo; mientras que serán seis las que se ocupen de la mayordomía.
La candidatura completa la componen el propio Rafael García Cerezo, José Ortiz, Antonio Tavera, Ana Salido, Rafael Jesús Leal, Ana Esperanza Merina, María Dolores Ruiz, Antonio Montero, Lorenzo Ruiz, Juan Antonio Obrero, Rafael Merina, María Isabel Gómez, Antonio Fernández, Alberto Gutiérrez, Francisco Jiménez, Daniel Serrano, Marcos de la Virgen, Nicolás López Trompo, José Francisco Rojas, Joaquín López y Marcelino Hidalgo.
Esperanza
Componentes de la candidatura de Rafael García Cerezo.

Claves para un nuevo proyecto de hermandad
Cabe recordar que uno de los aspectos a los que el candidato a regir la Esperanza dedica especial atención radica en la presencia de la corporación en la sociedad. Por ello considera una “obligación fomentar y procurar el contacto con cuantas instituciones desarrollen una labor coincidente con nuestros principios e ideario, a saber, otras hermandades, instituciones de caridad, congregaciones religiosas, centros educativos, asistenciales y médicos, entre otros”. Aspecto que enlaza con la tarea evangelizadora, que implica la promoción, por parte de la junta de gobierno, del “desarrollo de actividades como catequesis, charlas y coloquios, al amparo de nuestra sede canónica y de la mano de nuestro consiliario”.
“El trabajo de cualquier hermano, por insignificante que pueda parecer, es de suma importancia”, afirma García en su carta. Para éste “apreciarlo y fomentarlo es obligación de la Junta de Gobierno, contribuyendo con ello a la existencia de un clima de cordialidad, encuentro y crecimiento colectivo”. En consecuencia, la propuesta del candidato expresa la necesidad de integrar y cuidar a todos los colectivos que componen la cofradía, como el grupo joven, la banda o las camareras.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here