Una corona, realizada con los tesoros de sus devotos


La hermandad de la Paz recauda las primeras piezas de oro, fruto de las donaciones de hermanos y devotos

Anillos, esclavas, alianzas, pulseras, pendientes, collares, piezas que llevan la cruz o en forma de corazón, que simbolizan el amor de sus devotos a María Santísima de la Paz y Esperanza. Una colección de tesoros domésticos que, pronto, pasará a formar parte de la corona que la hermandad de Capuchinos encargará con motivo de la coronación canónica de su venerada titular. Así, iniciada esta especial campaña de donaciones, la cofradía ha comenzado a recoger los primeros objetos que se fundirán para mostrar la realeza de María.

devotos
Piezas donadas para la corona de María Santísima de Paz y Esperanza./Foto: Hermandad de la Paz

La hermandad del Miércoles Santo invitaba, en fechas recientes, a aquellas personas que lo deseasen, a participar en la realización de este ilusionante proyecto. Aunque la fórmula no es novedosa, se trata de una manera de colaborar donde, sobre el aspecto material, prima el valor emocional de los donantes. Así, estos tendrán una parte de sí mismos en la pieza que reconocerá a una de las grandes devociones de la ciudad. Por ello, desde la cofradía del Miércoles Santo se anima a donar objetos de oro, “por pequeños que sean”, como anillos, cadenas o pendientes, entre otros. La entrega se podrá realizar todos los martes en la casa de hermandad, ubicada junto a la Cuesta del Bailío, en horario de 19:00 a 21:00. Mientras que quienes deseen colaborar con una cantidad en metálico deberán realizarla en el número de cuenta: ES60 0237 6028 009152961941. En el ingreso tendrá que especificarse, “donativo corona”.
Un ambicioso proyecto, que se une a los que la cofradía afrontará en el plano asistencial, gracias a su colaboración con el que la diócesis pondrá en marcha en próximas fechas. Se trata de la recuperación del antiguo seminario de Santa María de los Ángeles de Hornachuelos, donde en está previsto que sea acondicionado para que pueda acoger a personas en situación de exclusión. Una interesante iniciativa sobre la que el obispo mostraba su alegría “por el entusiasmo con que fue acogido por la junta de gobierno, desde que se les propuso”. Así, Demetrio Fernández subrayaba que la “Virgen de la Paz y Esperanza patrocinará la rehabilitación de estos adolescentes y jóvenes, que ya me necesitan que les tiendan la mano y, con solo recuperar a uno, ya habrá valido la pena”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here