Antonio J. Ortega: "Fue un momento muy triste, pero muy bonito"


El capataz de la Virgen de la Palma recuerda, días antes de la "igualá" de su cuadrilla, los momentos vividos el Domingo de Ramos de 2016 y la "chicotá" bajo la lluvia

Ortega
Palio de Nuestra Señora de la Palma./Foto: Jesús Caparrós

Hay momentos que, tanto dentro como fuera de un paso, imprimen carácter y esto sucedía en Domingo de Ramos de 2016 a la hermandad de la Entrada Triunfal. Así lo recuerda el capataz de Nuestra Señora de la Palma, Antonio Jesús Ortega, quien no duda en señalar sobre aquel instante que “fue un momento muy triste, pero muy bonito, gracias a la responsabilidad y esfuerzo que demostraron los costaleros en una chicotá muy larga bajo la lluvia”. El próximo domingo 29 de enero, a las 11:00 en casa de hermandad de la Entrada Triunfal, tendrá lugar la igualá de los costaleros que portarán a la Virgen de Romero Zafra en un año muy especial.
Antonio Jesús Ortega, delante del misterio del Buen Suceso./Foto: Jesús Caparrós
Antonio Jesús Ortega, delante del misterio del Buen Suceso./Foto: Jesús Caparrós

El Domingo de Ramos de 2017 distará, en muchos aspectos, del mismo del año anterior para la popular hermandad de la Borriquita. La corporación que en la actualidad dirige Francisco Figueroa retoma la salida desde su parroquia de San Lorenzo, a diferencia de hace 12 meses, cuando lo hizo desde la Catedral. Y, como señala el capataz de la titular mariana de la cofradía, “se retoma uno de los momentos más especiales de la cofradía, San Lorenzo”. Por su parte, Ortega vincula esos instantes en la parroquia a la idiosincrasia de la propia hermandad, mientras pone en valor que “tendremos el gran honor de estrenar la nueva carrera oficial en la catedral, lo que será algo sin duda histórico para nosotros y para Córdoba”.
Con un recorrido completamente diferente al de años anteriores, el discurrir del cortejo de la Entrada Triunfal no caminará por el centro de la ciudad. Así, en la memoria quedará el aguacero que la cofradía sufría en 2016 en las inmediaciones de la plaza de las Tendillas. “Cuando estábamos a la altura del Conservatorio tuvimos que tomar una decisión porque la lluvia no cesaba”, recuerda Ortega para poner de relieve que “fueron momentos muy duros, pero siento el orgullo de ver como la cuadrilla estuvo a la altura de las circunstancias”. El paso de palio de la Virgen de la Palma caminó desde ese punto hasta el refugio que la Agrupación había dispuesto en el instituto Góngora sin arriar el paso. “El orgullo de ver el amor de los costaleros a su imagen y los compañeros que estaban fuera, alrededor del paso para dar ánimo, fue impresionante”, enfatiza el capataz.
Meses más tarde, la cuadrilla de Antonio Jesús Ortega, auxiliada por Fernando Navarro y Salvador Giménez, retomará su trabajo el domingo 29 para realizar, posteriormente, cuatro ensayos los días 5 y 23 de febrero, así como el 14 y 28 de marzo. Todo ello en e preámbulo de una Semana Santa con connotaciones históricas para Córdoba y sus hermandades.

1 Comentario

  1. Solo una anotacion, Juan Suarez tambien pertenece al equipo de Antonio Jesus Ortega, creo que es de obligado reconocimiento que su nombre tambien aparezca en el articulo. Gracias de antemano

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here