El obispo de Chimbote visita el Cabildo y agradece su colaboración económica


El prelado aprovecha su estancia en Córdoba para girar visita al obispo, mientras que la colaboración anual del Cabildo también atenderá las necesidades formativas del seminario de Chimbote

El obispo de Chimbote (Perú), Ángel Francisco Simón, ha visitado el Cabildo Catedralicio este viernes 16 de septiembre y ha agradecido su colaboración económica anual, que también atenderá las necesidades formativas del seminario de la diócesis de Chimbote. Asimismo, el prelado ha aprovechado su estancia en Córdoba para girar visita al obispo, Demetrio Fernández, a quien ha informado de la labor que lleva a cabo en su Diócesis de Chimbote, donde la pobreza es el denominador común de muchos de sus feligreses.

Los obispos de Córdoba y Chimbote y el canónigo Antonio Murillo en la mañana de hoy./Foto: LVC
Los obispos de Córdoba y Chimbote y el canónigo Antonio Murillo./Foto: LVC

Ángel Francisco Simón Piorno ha visitado esta mañana al Cabildo Catedralicio, reunido en sesión capitular ordinaria, para agradecerle personalmente la colaboración económica que anualmente entrega la institución a la diócesis peruana que dirige el prelado. En esta ocasión, la cantidad concedida asciende a 10.000 euros que se destinarán, fundamentalmente, a necesidades formativas y de material del Seminario de su diócesis. Posteriormente, ha visitado al obispo de Córdoba, Demetrio Fernández, con quien ha compartido unos momentos informándole de la labor que lleva a cabo en su Diócesis de Chimbote, donde atiende a 800.000 personas que se encuentran en extrema pobreza. En dicha visita han estado acompañados por Antonio Murillo, canónigo del Cabildo cordobés, quien colabora anualmente con dicha diócesis peruana impartiendo cursos de verano en su Seminario.
Así las cosas, el prelado peruano concluye así una visita a la capital cordobesa que, en la jornada del jueves 15, lo llevó a la parroquia de Jesús Divino Obrero, donde predicó la misa de las 20:00, en la que tuvo palabras de agradecimiento para la labor que Antonio Murillo realiza cada verano en su Diócesis. Una vez concluido el acto litúrgico, Ángel Francisco Sión bendijo el vinilo conmemorativo del 25 aniversario de la llegada de Nuestro Padre Jesús del Silencio que luce en la fachada del templo y rezó ante los titulares de la hermandad del Amor.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here