Trasvase de urgencia y, ¿subida del precio del agua?


El tiempo apremia y el verano augura tiempos difíciles para el consumo de un bien tan imprescindible como el agua

grifo agua Montilla culpa puente genil
Grifo de agua. /Foto: LVC
Guadiato Puente Nuevo
Embalse de Puente Nuevo./Foto: LVC

La situación del suministro de agua en el norte de la provincia de Córdoba comienza a resultar insostenible. La sequía ha mermado considerablemente unas reservas que precisan, de cara al futuro, de unas infraestructuras nuevas y que hagan ganar en eficiencia a la red de abastecimiento.

Entre tanto, hace tan solo unos días el presidente de la Mancomunidad de los Pedroches, Santiago Ruiz, ya avisaba de posibles cortes en el suministro de agua en la comarca, de lunes a viernes por la noche. A lo que hay que añadir que en el mes de abril, la empresa provincial aguas, Emproacsa, que dirige el PSOE, ya introducía una subida (otra más) en los precios para las zonas de Los Pedroches, Guadiato y Alto Guadalquivir. Esto como medida “disuasoria”, curiosamente para un bien de primera necesidad.

Asimismo, la realidad indica la situación límite del embalse de Sierra Boyera, que durante las últimas semanas ha entrado a formar parte del tablero político, con la campaña electoral de las andaluzas de por medio. Las conexiones para realizar trasvases de agua entre Puente Nuevo y Sierra Boyera, y entre La Colada y Sierra Boyera han sido objeto de discusión.

La consejera de Agricultura en funciones, Carmen Crespo (PP), anunciaba  que los trabajos para conectar La Colada con Sierra Boyera se acortarán a once meses y se sorprendía de que la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG) no se planteara la conexión del embalse de Puente Nuevo con el de Sierra Boyera.

Sea como fuere, la necesidad de agua apremia y esta semana se han reunido la Junta de Andalucía, la CHG, Emproacsa y los alcaldes del Guadiato y Los Pedroches, para abordar un trasvase de urgencia de La Colada a Sierra Boyera. Una vez se dirima a quien compete la declaración de urgencia, todas las partes se volverán a sentar y tendrán que acordar el bombero de agua de una presa a otra. 

El delegado territorial de Agricultura, Ganadería, Pesca y Desarrollo Sostenible en la provincia de Córdoba, Juan Ramón Pérez, afirmaba que la Junta de Andalucía está “dispuesta” a salir al auxilio del Gobierno de España para mitigar los efectos de la sequía y garantizar el abastecimiento en el Norte de Córdoba, “siempre y cuando el Ministerio para la Transición Ecológica cumpla sus competencias y asuma sus obligaciones”. Y es más, el delegado territorial sostenía que la iniciativa de la Diputación no cuenta con el aval técnico de la Junta ya que, primero, habría que realizar un exhaustivo análisis de una propuesta “que tiene muchas carencias técnicas y que ni siquiera asegura el suministro de materiales ni el energético necesarios”. Además, Pérez recordaba que la Junta de Andalucía no es competente para actuar en la Cuenca del Guadalquivir “y menos con carácter de urgencia”.

El tiempo apremia y el verano augura tiempos difíciles para el consumo de un bien tan imprescindible como el agua.