El Ayuntamiento de Montilla cede a Sevilla una parte del archivo histórico de la Fundación-Biblioteca Manuel Ruiz Luque


Ambos consistorios han llegado a un acuerdo para la donación de unas 2.000 piezas de negativos en cristal relativos a la historia de la capital andaluza

Visita del alcalde de Sevilla a Montilla./Foto: Ayuntamiento de Montilla
Visita del alcalde de Sevilla a Montilla./Foto: Ayuntamiento de Montilla
Visita del alcalde de Sevilla a Montilla./Foto: Ayuntamiento de Montilla
Visita del alcalde de Sevilla a Montilla./Foto: Ayuntamiento de Montilla

El alcalde de Montilla, Rafael Llamas, ha recibido este miércoles la visita de Juan Espadas, alcalde de Sevilla, para rubricar el acuerdo de cesión de una parte del material histórico de la Fundación-Biblioteca Manuel Ruiz Luque. En concreto, se trata de más de 2.000 negativos en cristal que posee dicha institución y que son relativos principalmente a la capital andaluza, así como a las excavaciones que se realizaron en Itálica. 

Rafael Llamas ha afirmado que desde 2018 venían teniendo conversaciones con el Ayuntamiento de Sevilla, puesto que “entendíamos que este patrimonio material, donde mejor puede estar es en la fototeca del propio Ayuntamiento de Sevilla”, recordando que “la pandemia frenó ese proceso”, y es por ello que “hoy el alcalde se ha acercado a Montilla para comprobar y ver este material”. 

Por su parte, Juan Espadas ha expresado sentirse “encantado de estar en Montilla”, mostrando su agradecimiento “al alcalde de Montilla, a Manuel Ruiz Luque y a Elena Bellido, directora de la Fundación, quienes nos han enseñado uno fondos bibliográficos y esta colección de cristales que de alguna forma son la historia viva de la ciudad de Sevilla y han querido que pudiéramos llegar a ese acuerdo con el que esta Fundación y el Ayuntamiento lo dona a la ciudad de Sevilla, para que se exponga allí y se pueda conocer e investigar todo lo que significa la evolución de la ciudad”. 

Manuel Ruiz Luque, presidente honorario de la Fundación, ha indicado que “esto en Montilla no hace nada. Son negativos que evidentemente habría que mirarlos y ordenarlos”, explicando a su vez que “en 1890 y poco, Andrés Parladé se casa con la hermana del Conde de la Cortina y por temporadas venían aquí, y él dispuso aquí unas dependencias para tener parte de su archivo y biblioteca, que al final por tumbos de la vida llegó a mí y yo lo adquirí”. 

“Lo que queremos es hacer una entrega”, ya que “donde lo pueden aprovechar es en Sevilla, que es donde lo pueden divulgar y conocer a muchos de los personajes que para nosotros son absolutamente pasados. No podemos conocerlos porque no hemos tenido vinculación”, ha detallado.