A los cordobeses les gustan sus enfermeras de cabecera


Califican con un 9,21 el trabajo de la enfermera referente que cada ciudadano tiene asignada en su centro de salud

Enfermeras./Foto: Satse
Enfermeras./Foto: Satse

Los cordobeses califican con un 9,21 de media sobre 10 el trabajo de las enfermeras y enfermeros de referencia durante la pandemia, por encima, incluso, del 9,09 con el que valoran la actuación del conjunto de la profesión enfermera, y del 8,56 del conjunto del personal sanitario de la provincia. Así lo señala la encuesta Valoración de la profesión enfermera por parte de los ciudadanos de Córdoba que ha llevado a cabo el Colegio Oficial de Enfermería de Córdoba. La enfermera de referencia o de cabecera es la enfermera que cada ciudadano tiene asignada en su centro de salud, al igual que ocurre con el médico de Atención Primaria o el pediatra.

Esta excelente valoración de los ciudadanos tiene también su reflejo en el impacto que la pandemia ha tenido sobre la imagen de las enfermeras, que es aún mayor entre el 60% de los cordobeses que conocen a su enfermera de referencia. Así, mientras que el 77,6% de los encuestados considera que la imagen global de los profesionales de la Enfermería ha mejorado significativamente en los últimos tiempos, este porcentaje se eleva al 80,7% entre los que afirman conocer a su enfermera del centro de salud.

Para el presidente en funciones del Colegio de Enfermería de Córdoba, Enrique Castillo, estos datos demuestran “que la población cordobesa está con sus sanitarios, y que todas las enfermeras, con el liderazgo de las enfermeras que prestan su servicio en Atención Primaria, pero sin olvidar las que trabajan en hospitales y otros centros sanitarios y sociosanitarios, son las profesionales que más han destacado por su entrega durante la pandemia en opinión de la sociedad”.

El liderazgo de las enfermeras de referencia que refleja la encuesta –realizada durante el primer trimestre de este año- refuerza la idea de que las nuevas Consultas de Acogida en los centros de salud, puestas en marcha por la Consejería de Salud y Familias desde el pasado mes de octubre, deben permitir una atención finalista y pasar por un necesario aumento de las plantillas para ser eficaces y no sobrecargar aún más la labor de la Enfermería.

Al respecto, desde el Colegio Oficial de Enfermería de Córdoba se reitera que la profesión no está en contra de la filosofía y objetivo último de estas Consultas de Acogida, “siempre y cuando permitan una atención finalista y de calidad para la que las enfermeras están capacitadas, y pasen necesariamente por un incremento del personal y de las ratios enfermera-paciente, ratios donde Andalucía sigue a la cola de España”, recuerda Enrique Castillo.

Estas nuevas Consultas de Acogida están restringidas a 18 protocolos de atención que dan respuesta a diferentes patologías de atención no demorable, pero en los que el papel de las enfermeras queda reducido a poco más que, o bien ofrecer meros consejos de salud, o bien prescribir productos farmacéuticos que cualquier persona puede comprar libremente en las farmacias, o derivar al médico para que prescriba el medicamento correspondiente.

Mayor conocimiento de la profesión

Por otro lado, la citada encuesta refleja que la enfermera de referencia también sirve para aumentar el conocimiento que tiene la ciudadanía sobre la profesión. Así, el hecho de que la enfermería es una profesión que requiere estudios universitarios de Grado es más conocido entre los que tienen contacto con su enfermera de referencia. Hasta el 81,9% de los encuestados que saben que tienen una enfermera de cabecera conocen que la enfermería requiere formación universitaria, frente al 78% de toda la muestra. Entre los que no la conocen, hasta un 25% cree que esta profesión no requiere estudios de Grado.

Respecto a los valores asociados a las enfermeras y enfermeros, los ciudadanos de la provincia no tienen dudas, pues asocian fuertemente a la profesión con la idea de vocación de servicio, profesionalidad, cuidado y cercanía; atributos que son muy o bastante asociados con este colectivo para en torno al 90% de los encuestados; porcentaje que sube unos dos puntos entre los que conocen a la enfermera de referencia, alcanzando el 94,1% a la hora de valorar la profesionalidad. “Esto demuestra que la Enfermería es una profesión querida y de profesionalidad contrastada”, según Castillo.

Esta encuesta fue realizada a cordobeses residentes en toda la provincia mayores de 18 años, distribuidos por sexo y edad según el peso de la propia población, con un error muestral de +/- 4,9% y un nivel de confianza del 95,5%.