Satse reclama 4.000 plazas más de enfermería en las universidades españolas


El sindicato ha señalado que la media de profesionales de enfermería en España es de 5,3 por cada mil habitantes mientras que en Europa esta cifra se eleva a 8,3

Enfermera./Foto: LVC
satse
Enfermera./Foto: LVC

El Sindicato de Enfermería, Satse, ha reclamado a los ministros de Sanidad, Salvador Illa, y Universidades, Manuel Castells, que impulsen una nueva planificación de las plazas del Grado de Enfermería que conllevaría que en el próximo curso 2021-2022 se ofertasen cerca de 4.000 plazas más en el conjunto del Estado con el objetivo de que España cuente a medio plazo con el número suficiente y adecuado de estos profesionales para garantizar la salud y seguridad de los pacientes y ciudadanos en general.

Satse se ha dirigido por carta a los responsables ministeriales de Sanidad y Universidades tras haber realizado un estudio exhaustivo sobre la oferta universitaria que hay, en la actualidad, en nuestro país para cursar los estudios de Grado de Enfermería y que concluye que resulta necesario aumentarla para poder dar respuesta a las necesidades asistenciales y de cuidados de la población en los próximos años.

El estudio, realizado por un grupo de expertos, constata que la realidad actual es que, mientras se incrementan de manera paulatina las necesidades de atención y cuidados a las que deben dar respuesta los profesionales sanitarios cualificados y competentes para ello, como son las enfermeras y enfermeros, nuestro país sigue manteniendo un déficit histórico y estructural de estos profesionales que  provoca que no se pueda atender de manera óptima y satisfactoria a los pacientes y ciudadanos en general.

Por ello, Satse considera necesario adoptar nuevas medidas para que los centros sanitarios y sociosanitarios y otros ámbitos, como los colegios e institutos, puedan contar lo antes posible con las suficientes enfermeras y enfermeros, siendo una de ellas la de acordar una nueva planificación de la plazas formativas del Grado de Enfermería en el conjunto de las universidades de nuestro país.

 En la actualidad, se gradúan al año en los centros universitarios del país en torno a 12.000 jóvenes enfermeros, una cifra que resulta absolutamente insuficiente, de ahí que se proponga un aumento progresivo y continuado en el tiempo de las plazas ofertadas en las universidades para poder contar con más profesionales en el Sistema Nacional de Salud (SNS).

Este estudio concluye que el próximo curso 2021-2022 debería iniciarse con un 24 por ciento más de plazas para el primer año de carrera con respecto a la oferta actual, o lo que es lo mismo, 3.974 plazas más en el conjunto de las universidades. Esta cifra planteada para el primer año de carrera del curso 2021-2022 debería mantenerse anualmente en cada curso de primero de Grado al menos, cuatro años más, señala el Sindicato.

Entre los argumentos esgrimidos en el estudio para justificar la propuesta realizada se destaca el hecho de que España es el país con mayor esperanza de vida de Europa y el segundo del mundo, y que ha experimentado en los últimos años un aumento de las  enfermedades crónicas, las pluripatologías y las personas en situación de dependencia. 

Una situación que ha llevado a muchos organismos, como las OMS, expertos y profesionales a concluir que nuestro sistema sanitario, como los del resto del mundo, está abocado a un profundo cambio si realmente quiere atender estas  necesidades de salud que no son otra cosa que necesidades de cuidados para que los ciudadanos puedan vivir y morir con calidad.

En definitiva, nuestro sistema sanitario requiere a corto, medio y largo plazo más enfermeras pero, lamentablemente, a fecha de hoy en nuestros centros sanitarios y sociosanitarios hay un grave déficit estructural.  Al respecto, recuerda que, según datos de la OCDE, España tiene 5,3 enfermeras por 1.000 habitantes, mientras que la media en Europa es de 8,8 enfermeras/os por 1.000 personas, requiriéndose  más de 130.000 profesionales en el SNS para alcanzar, al menos, la media europea.

El Sindicato señala, además, que esta falta de enfermeras que sufrimos desde hace años se ha agudizado con la emigración forzosa de en torno a 8.000 profesionales que no vieron otra salida laboral que irse a trabajar a otros países europeos o de otros continentes en busca de unas condiciones de trabajo justas y dignas.

Por todo ello, la organización sindical espera que los ministros de Sanidad y Universidades tengan la sensibilidad suficiente para realizar las gestiones oportunas que propicien en nuestro país una nueva planificación de plazas del Grado de Enfermería con el objetivo de garantizar la salud y seguridad del conjunto de la ciudadanía a través de un número adecuado y suficiente de enfermeras y enfermeros.