Un viaje en autobús que pudo terminar muy mal

15

Un conductor de la línea 7 de Aucorsa evita dos accidentes casi seguros

merced autobús
Autobús de Aucorsa, transitando junto al cortejo de la hermandad de la Merced./Foto: LVC
merced
Autobús de Aucorsa./Foto: LVC

Pisar el freno a tiempo puede evitar una desgracia. Y, en concreto, el conductor de un autobús de la línea 7 de Aucorsa lo hizo hasta en dos ocasiones, durante uno de los trayectos de este domingo. Hasta el punto que su atención evitó dos accidentes en el breve plazo de 10 minutos.

Pasaban las 11:30 horas de la mañana del domingo, cuando el conductor del citado autobús realizó la primera de las maniobras de frenada. Fue en el cruce de Gran Vía Parque, en la intersección que une la Avenida de Manolete y la calle Antonio Maura. Allí un turismo adelantó al bus por la derecha, para encarrilar Gran Vía Parque, atravesándose por completo ante el transporte público. De tal forma que la pericia del chófer al detener el vehículo fue imprescindible para evitar el accidente.

Pocos minutos después la cosa fue a mayores. Y es que, en el cruce de la Avenida del Aeropuerto con Conde de Vallellano, un turismo se saltaba un semáforo, que obligó al conductor de Aucorsa a emplearse aun más a fondo. Pero la cosa no quedó ahí, puesto que el vehículo también se saltó el semáforo que hace esquina con los Ministerios mientras cruzaban, de forma correcta varias personas a las que pasó rozando. Afortunadamente, no hubo tragedia y sí dos sustos considerables para los pasajeros del bus. Y, lamentablemente, la escena vino a demostrar las incidencias a que se hallan sometidos los conductores del transporte público cordobés a diario.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here