La estampa más emotiva


Los caballistas se encomiendan al Cristo de los Faroles, dejando una de las grandes imágenes de la fiesta que culmina el mayo cordobés

estampa
Caballistas ante el Cristo de los Faroles./Foto: Araceli Millán

Las grandes tradiciones cordobesas aún guardan reductos que las conservan. En la Feria de Nuestra Señora de la Salud, por ejemplo, la Asociación de Casetas Tradicionales mantiene con tesón una estética y una forma de hacer las cosas propia. De tal manera que, en algunos espacios de El Arenal se pueden hallar imágenes que recuerdan a otro tiempo, a otra celebración de la que no han pasado tantos años. Y, sin embargo, una de las estampas más emotivas de la celebración que culmina el mayo cordobés ha tenido lugar relativamente lejos del recinto ferial.
En la imagen, cuatro caballistas rinden pleitesía a una de las imágenes emblemáticas de Córdoba, el Cristo de los Faroles. La regia escultura pétrea del crucificado parece acoger a los jinetes que han acudido a sus plantas. En pleno corazón de la ciudad, fe, cultura y tradición se dan la mano del tiempo, con la estampa que regalan los caballistas.
Sus nombres: Baldomero Sánchez de Puerta García Courtoy, Joaquín Toscano Millán, Rafael Sánchez de Puerta García Courtoy y José María Herrero Fdez de Mesa. Los animales, los cuatro hombres y la imagen que los ampara dejan la estampa más emotiva. Quizá, lejos de la Feria, pero no deja de ser cierto que es esta celebración la que está allí representada, en pleno corazón de la ciudad, para ofrecer parte del significado cultural e histórico de Córdoba.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here