Cruz Roja y las claves para protegerse del frío


Protegerse la cabeza y extremidades, no llevar prendas apretadas o mojadas y beber líquidos calientes y azucarados son algunos de los consejos que da Cruz Roja

Con el descenso de temperaturas de las últimas semanas miles de cordobeses buscan las fórmulas más adecuadas para protegerse del frío. En este sentido, Cruz Roja Córdoba ha publicado una serie de consejos para pasar este “pesado” trance meteorológico. Según afirma la institución humanitaria, cuando hace frío, el termostato de nuestro organismo reacciona provocando el estrechamiento de los vasos sanguíneos, y evitando así que perdamos el calor de nuestro cuerpo. Pero si además de frío, existe humedad o viento, nuestro organismo tiene que hacer un esfuerzo para adaptarse y mantener la temperatura corporal normal.

Chico abrigado. /Foto: LVC (frío)
Chico abrigado. /Foto: LVC

Por esto, Cruz Roja ofrece unas “sencillas pautas” para evitar los efectos de este “indeseable frío”. Así, aconsejan evitar actividades en el exterior, una vez que se haya ido el sol; abrigarse con prendas no apretadas, protegiendo, sobretodo, manos y pies; cambiar lo antes posible la ropa si está mojada; utilizar calzado impermeable, cómodo y que no apriete; beber líquidos calientes y azucarados, y evitar, así, el consumo de alcohol, ya que disminuye la sensación de frío; ventilar la estancia al utilizar braseros o estufas, para evitar la acumulación de CO2; viajar sólo si es necesario y con el depósito lleno; tampoco practicar deporte de montaña cuando la meteorología sea adversa.
La institución humanitaria va más allá y divide los consejos en: familia, comida y problemas de salud. De esta forma, según aclaran, en familia hay que procurar permanecer donde haya un foco de calor y evitar corrientes de aire. En cuanto a la comida, aconsejas legumbres, sopa de pasta, líquidos azucarados y calientes. A esto, añaden evitar el consumo de bebidas alcohólicas, consumir fruta y agua. En cuanto a los problemas de salud, desde Cruz Roja aconsejan la no automedicación, ya que existen medicamentos que potencian la actividad negativa del frío sobre el cuerpo. Lo mejor, siempre, es acudir a un doctor especialista para estar totalmente seguro.
 
 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here