Molina pide una línea de ayudas extraordinaria para paliar el impacto de la sequía


El delegado del Gobierno participa en la inauguración de la VI edición de Expofare

Adolfo Molina./Foto: Junta de Andalucía
Adolfo Molina./Foto: Junta de Andalucía
Adolfo Molina./Foto: Junta de Andalucía
Adolfo Molina./Foto: Junta de Andalucía

El delegado del Gobierno, Adolfo Molina, junto al delegado de Agricultura, Pesca, Agua y Desarrollo Rural, Francisco Acosta, ha participado en la inauguración de la VI edición de Expofare: Feria de la Agricultura de Regadío del Valle del Guadalquivir, que se celebra en Fuente Palmera el 21 y el 22 de septiembre. 

Durante su intervención, Molina ha pedido una línea de ayudas extraordinaria para paliar el impacto de la sequía. Entre otras actuaciones, el delegado del Gobierno en Córdoba apuesta por activar ayudas con cargo a los nuevos fondos de la Política Agraria Común (PAC) que, «una vez estudiadas bien en España», se planteen a la Unión Europea una línea extraordinaria de ayudas (‘medida 23’) dirigida, específicamente, «a paliar los efectos de la sequía en el campo de comunidades autónomas donde el sector está encontrando dificultades adicionales». 

«Sería una solución para toda España», ha resaltado Adolfo Molina, quien ha recordado que en los últimos años se han activado líneas de ayudas financiadas por Europa (‘medida 21’ y ‘medida 22’) cuyas propuestas partieron igualmente desde Andalucía y de las que se beneficiaron todas las comunidades autónomas. 

El delegado ha subrayado la necesidad de adoptar nuevas medidas que se sumen a las actuaciones acordadas en marzo. A modo de ejemplo, se ha referido a que el Estado apruebe una bajada de impuestos, una reducción del IVA de los insumos o posibles bonificaciones relativas a energía.

En su intervención, Adolfo Molina también ha vuelto a solicitar al Estado que exija un aumento de los fondos Next Generation para obras hidráulicas que ayuden a paliar los efectos de la sequía en el campo.

«Agricultura debe tener más fondos para el regadío sostenible», ha aseverado Molina, para quien «esta posibilidad está ahora encima de la mesa con la reprogramación de los Next Generation para dar respuesta a un tema fundamental de lucha contra la sequía como es el regadío sostenible».

70.000 hectáreas de regadío

Durante la inauguración de de Expofare, el delegado del Gobierno se ha referido a que la agricultura de regadío es “esencial para la provincia, principalmente para el Valle del Guadalquivir, que dispone de más de 70.000 hectáreas de regadío, lo que supone más de la mitad de todas las zonas regadas en la provincia”. Destacan el olivar, las tierras arables y los cítricos, cultivos que han facilitado la creación de una potente red de industrias agroalimentarias. 

El delegado ha definido la agricultura de regadío como “una agricultura eficiente, que crea un alto valor añadido, genera abundante mano de obra, y supone un freno a la despoblación de las zonas rurales”.

Molina ha defendido que Córdoba tiene en el regadío un “activo básico, y desde la Junta de Andalucía apostamos por su mantenimiento, así como por la eficiencia y sostenibilidad de las zonas regables de la provincia”.

“Estamos apostando por optimizar los recursos hídricos, modernizar las infraestructuras, incorporar las energías renovables a la gestión, potenciar los nuevos recursos no convencionales y, en definitiva, aprovechar las oportunidades para mejorar los regadíos de la provincia”, ha subrayado Molina. 

Molina ha destacado que la Junta de Andalucía acompaña a los agricultores en su “apuesta por la modernización y la mejora de las instalaciones para contribuir a impulsar la rentabilidad de las explotaciones y conservar un recurso natural escaso en nuestra tierra como el agua”.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here