El discrepante comunicado del Córdoba CF con la Federación


"El Córdoba CF ha abogado en todo momento por un mecanismo que incluya a los ocho primeros, al considerar que no se debe condenar a los clubes que se encuentran próximos" a esos puestos

Luis Rubiales./Foto: EP Federación juez
Luis Rubiales./Foto: EP
Luis Rubiales./Foto: EP Federación juez Córdoba
Luis Rubiales./Foto: EP

Una vez recibida la propuesta de la RFEF sobre la finalización de la temporada de Segunda B, el Córdoba CF ha emitido un comunicado en el que ha mostrado, “una vez más, su apoyo a la decisión de dar por terminada la competición regular debido a la situación actual y ante la posibilidad de poner en riesgo la salud de los profesionales”.

En ese sentido, desde la entidad blanquiverde se ha dejado claro que “respaldamos la suspensión de los descensos de categoría una vez que se ha decidido dar por finalizada la presente temporada de manera anticipada”. Y es que, a juicio de los responsables del Córdoba, “de esta manera se garantiza la mayor justicia posible dentro de las circunstancias, pues se estaría privando a los clubes implicados de la posibilidad legítima de luchar por su salvación en el ámbito deportivo”.

“Precisamente por la premisa anterior y tal y como defendimos en su momento ante los organismos correspondientes, el club se muestra disconforme con la celebración de un play-off que solo permita la participación de los equipos que ocupan las cuatro primeras posiciones”, ha proseguido el comunicado. Para agregar que, “también rechazamos que, en el caso de que los play-off exprés de ascenso no se pudieran disputar por razones sanitarias, la RFEF ascendería directamente a los equipos que eran líderes de Segunda B cuando se paralizó la competición”.

Así las cosas, desde la entidad se ha subrayado que “el Córdoba CF ha abogado en todo momento por un mecanismo que incluya a los ocho primeros, al considerar que no se debe condenar a los clubes que se encuentran próximos a los puestos que dan acceso al play-off a perder toda aspiración legítima a cumplir sus objetivos, cuando aún restarían 30 puntos en juego que se habrían dejado de disputar, lo cual supone un agravio para todos aquellos equipos con opciones reales de luchar por la promoción”.

Ello para, finalmente, señalar que “entendemos que este tipo de decisiones no son fáciles, si bien, una vez que la RFEF traslade a los clubes los fundamentos jurídicos de su propuesta (lo cual aún no ha hecho), se analizarán en profundidad los mismos en defensa de los derechos de nuestro clubW.