El Muser Auto luchará por la permanencia en la Liga EBA


Sus rivales serán Baza, Unicaja, Martos, Almería y Novaschool Benalmádena, conjunto este último al que se enfrentará el próximo sábado (21:00 horas)

El Muser Auto durante un partido / Foto: Muser Auto
El Muser Auto durante un partido / Foto: Muser Auto
El Muser Auto durante un partido / Foto: Muser Auto
El Muser Auto durante un partido / Foto: Muser Auto

Sin duda no es éste el escenario que esperaba el Muser Auto Basket para afrontar esta fase de la competición, pero tampoco es menos cierto que hay que transformar las amenazas en oportunidades. La realidad es que el equipo ha tenido que afrontar multitud de vicisitudes y, a pesar de ellas, ha tenido opciones de meterse en el grupo de los mejores hasta la última jornada. Sin embargo, se medirá en el grupo por la permanencia en contra equipos como Baza, Unicaja, Martos, Almería y Novaschool Benalmádena, conjunto este último al que nos enfrentaremos en la primera jornada el próximo sábado 23 de febrero (21:00 horas) en Vista Alegre.

Y lo va a hacer con apenas 8 licencias seniors. A las bajas de Ángel Vázquez (fichado por Morón), y de Carlos García y Rafa Blanco (lesionados), se une ahora el máximo artillero del equipo y del Grupo DB de la Liga EBA, Kaison Randolph, que se ve obligado a dejar la disciplina del Muser Auto por motivos personales que le llevarán de vuelta a Philadelphia. Una sensible baja en lo deportivo y en lo personal, pues su aportación en la anotación se ha completado con un excelente comportamiento dentro y fuera de la cancha que ha dejado huella en el Club.

Desde la dirección técnica están sondeando la posibilidad de incorporar a algún jugador cordobés en categoría sénior, un equipo cuyo timón lleva Jesús Lázaro, uno de los entrenadores ayudantes de la Selección Española absoluta de baloncesto, algo que de por sí debería ser una motivación más que suficiente para cualquier jugador de baloncesto con ganas de crecer… pero que aún no ha fructificado. En cualquier caso, supone contar con hasta cuatro plazas disponibles para los juniors del Club, algo que ya ocurrió a inicio de temporada cuando las lesiones se cebaron con el equipo y que va en consonancia con la idea de club que apuesta por jugadores jóvenes en edad de formación y que se ha traducido en el debut de un jugador en edad cadete.

La fase de permanencia se encara con un balance positivo de 6 victorias y 2 derrotas, y con el objetivo claro de mantener la categoría a nivel colectivo, pero con el firme convencimiento de que están por delante diez jornadas en las que se complete la formación individual de los juniors de una parte; y por otra, la oportunidad para que el bloque de jugadores que llevan tres temporadas juntos (el cuarteto Arturo-Ángel-Adolfo-Joselito) asuman definitivamente un papel protagonista, bien secundados por los novatos en la categoría (Ricky y José Antonio), además del aderezo del pundonor de Unai, y la intimidación de Tobe.

Una combinación que puede dar su resultado si el compromiso es decidido, si son suficientemente valientes para afrontar el reto, y si están dispuestos a asumir riesgos. Una oportunidad para madurar en lo individual y en lo colectivo; también en lo deportivo para fortalecer la estructura de Club. El reto es importante, pero la recompensa es aún mayor: Crecer.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here