El vacío que deja Sandoval en el corazón del cordobesismo


Sandoval
Sandoval es manteado por los jugadores del Córdoba, tras conseguir la permanencia./Foto: CCF

Habrá tiempo de recordar lo que ha pasado en el Córdoba CF, durante los cuatro últimos meses. Como también lo habrá para recordar que, uno de los grandes artífices del milagro blanquiverde fue José Ramón Sandoval. Y es que cuando el de Humanes llegó al Arcángel, la situación era muy distinta a la actual.
En aquel mes de febrero, el equipo se hundía sin remisión. Y, desde su primera comparecencia, Sandoval intentó transmitir un mensaje tan optimista como irreal, para muchos aficionados. El míster no varió un ápice su discurso y ello pese a caer en su primer partido ante el Granada. Todo parecía escrito, el guion legado por los González parecía inamovible. Nada más lejos de la realidad. Valladolid, Alcorcón, Lugo y Nástic comenzaran a dar la razón a un técnico que, conforme se ganaban puntos adquiría prudencia. Pero, eso sí, mostraba una confianza ciega en su equipo.
Y, con un pequeño bache, se obró la gesta, la épica, el milagro. El Córdoba lograba lo que nadie antes había hecho. Todo parecía atado y uno de los grandes protagonistas, Sandoval, se quedaría. Nadie lo dudó hasta minutos después del partido ante el Sporting, cuando los discursos adquirieron un tono distinto. “Cómo no se va a quedar”, se llegó a decir. Poco después, las diferencias -nunca explicadas abiertamente- afloraron. Cuantía, duración del contrato, incidencia en los fichajes… En definitiva, un desacuerdo que acaba con la salida de Sandoval. Un entrenador que deja un vacío en el corazón del cordobesismo ¿Lo cubrirá su sucesor? Difícil lo tiene.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here