Romero minimiza los fallos defensivos del Córdoba


El entrenador blanquiverde asegura que, "contra equipos de esta entidad, cualquier mínimo error se paga"

Romero
Jorge Romero./Foto: LaLiga

Quienes han podido ver el partido que ha enfrentado al Córdoba CF contra el Sporting de Gijón, en el que los blanquiverdes han caído por la mínima (3-2), habrán coincidido en que gran parte de culpa de la derrota se debe a los clamorosos fallos defensivos cometidos. Un hecho que no es inusual. Nada más lejos de la realidad. Y es que durante toda la primera vuelta, la zaga ha sido la línea más débil, tanto con Luis Carrión como con Juan Merino, y ahora con Jorge Romero en el banquillo.
Un mal sistémico que ha propiciado que el Córdoba lleve la friolera de 39 goles encajados. Si bien, el actual inquilino del banquillo ha querido restar importancia a este apartado, al señalar en la comparecencia posterior al partido que, cuando te enfrentas “contra equipos de esta entidad, cualquier mínimo error se paga”. Cabe recordar, en este sentido, que los goles encajados han sido fruto de desajustes clamorosos y que, además, Kieszek ha salvado dos ocasiones muy claras del Sporting, amén de un balón que repelió el poste, así como un penalti no señalado a José Manuel Fernández.
Por otra parte, Romero se ha mostrado satisfecho con el juego ofrecido por el equipo y se ha lamentado de la falta de acierto en algunos tramos del encuentro, como en la última ocasión de que dispuso Aguza, cuando finalizaba el choque. Y ha asegurado que, el resultado final obedece, en buena medida, a ·la posición de la tabla y los puntos que se poseen”. De haber caído la balanza del lado blanquiverde “las sensaciones serían otras porque se compite, da la cara y se quiere ir a por el partido”, ha señalado Romero. Éste ha destacado que “la gente en el vestuario, pese a estar jodida, tiene sensaciones de que este es el camino”. Una afirmación, esta última, que se ha venido repitiendo por todos los inquilinos del banquillo esta temporada.