Euforia, antes de la hora de la verdad


El Córdoba Club de Fútbol ha firmado una pretemporada inmaculada, con ocho triunfos en ocho partidos

euforia
Celebración del gol de Sasa Markovic, ante el Real Betis Balompié./Foto: Córdoba CF

Se acabaron las pruebas, los tests, las giras marbellíes y extremeñas, los seis partidos frente a rivales de menor entidad, uno ante un igual y otro ante uno teóricamente superior. Y así, con un ocho de ocho, el Córdoba CF de Luis Carrión ha firmado una pretemporada para enmarcar, en la que sólo conoce la victoria. Así, en el club blanquiverde se vive un clima de euforia contenida, antes de que llegue la hora de la verdad. La misma en que se juegan los puntos de tres en tres, cada semana.
En la mini gira extremeña del fin de semana, los pupilos de Carrión volvieron a cosechar sendas victorias ante el Extremadura el sábado, así como el domingo ante el Mérida. En el estadio romano José Fouto, los blanquiverdes tuvieron que enfundarse el mono de trabajo. El triunfo debía ser la guinda, la culminación moral de una pretemporada cómoda y apacible, en la que todos los actores implicados insisten en el buen ambiente que reina en el vestuario y el hambre de ganar que tiene. Un apetito que, antes de los partidos reales, se ha ido transformando en euforia, tras cada resultado positivo.
Y es que la concatenación de victorias, por más que se intente rebajar el clima de triunfalismo, se llame a la prudencia y se sepa que la realidad de la liga no son cuatro equipos de Segunda B, uno de Tercera y un combinado africano; aun con todo deja el regusto de la euforia, eso sí, comedida.
En Mérida fue uno de los de siempre, Sasa Markovic el que anotó el gol del triunfo. Ahora, ya espera el Cádiz. Un rival duro, que hace poco más de un mes disputaba la promoción para ascender a Primera. En el Arcángel, el sábado a partir de las 20:30 horas, comenzará a dictarse sentencia y se constatará si las buenas sensaciones son reales o tocará sufrir.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here