Grande-Marlaska se mosquea


El ministro decide no participar en actos policiales en los que haya público civil.

Fernando Grande-Marlaska pasa revista durante la parada militar y el desfile en honor a la patrona de la Guardia Civil./Foto: Jesús Caparrós
Fernando Grande-Marlaska pasa revista durante la parada militar y el desfile en honor a la patrona de la Guardia Civil./Foto: Jesús Caparrós

No fue “la pequeña anécdota del día”, como el propio Grande-Marlasaka definía la sonora pitada y tanda de abucheos que recibió el pasado domingo en la parada de la Guardia Civil, en uno de los actos que se están llevando a cabo en la capital cordobesa con motivo de la celebración de la patrona de la Benemérita, la Virgen del Pilar. 

Una protesta de esas características tenía que tener consecuencias y así ha ocurrido, sobre todo cuando el hecho se convirtió en la noticia más leída y viralizada del domingo. El ego y la imagen del señor ministro, a pesar de que trató de quitarle hierro, han resultado  heridos.

Y es que según publica hoy OK Diario el suceso ha provocado una gran bronca interna y la gente de Grande-Marlaska culpa a la Guardia Civil por haber colocado al ministro tan cerca del público, o lo que es lo mismo, haber permitido que los ciudadanos (contribuyentes a la postre que colaboran con el sueldo ministerial) hubieran “estado muy próximos al palco de autoridades”. Entienden desde el Ministerio que esto permitió desde muy temprano que algunos ciudadanos se colocaran en primera fila “para armar la bronca”

img 7915 min
Parada militar y el desfile en honor a la patrona de la Guardia Civil./Foto: Jesús Caparrós

Según ha podido saber este diario nacional, desde el Ministerio del Interior se ha decidido a partir de ahora ‘blindar’ los actos de Marlaska, esto es, Marlaska no participará en actos de tipo policial que se celebren en la vía pública y con público civil, o sea ,actos que se encuentren desprotegidos por unas instalaciones de la Guardia Civil, como en el patio de un cuartel, donde todo el personal asistente ha sido previamente acreditado y el riesgo de ser objeto de pitadas es ínfimo, según publica el digital. 

Ocurre además que no es la primera vez que se produce una situación de este tipo, lo que ha motivado que el Ministerio de Interior se haya quejado a la oficina de protocolo de la Guardia Civil. 

Desde ayer invitamos a los lectores de La Voz de Córdoba a que participen en esta encuesta que hemos abierto preguntando sobre este suceso. 

La pitada al ministro Marlaska…

La pitada al ministro Marlaska...