El Ayuntamiento da un respiro a los mayores durante la reciente ola de calor


La Casa de Acogida ha incrementado sus plazas para atender a los sin hogar en las horas centrales del día

mayores
Eva Contador. /Foto: LVC
mayores
Eva Contador. /Foto: LVC

La Delegación de Servicios Sociales ha desplegado un dispositivo para mitigar los efectos de la ola de calor de los últimos días en los alrededor de 300 mayores que viven solos y que el Ayuntamiento tiene censados. A cada uno de ellos se les ha llamado por teléfono para saber cómo pasaban estos días, así como para interesarse por otras cuestiones de su día a día, como son las enfermedades o la medicación.

La delegada de Servicios Sociales, Eva Contador, ha explicado que han sido 45 mayores los que se han beneficiado de este dispositivo municipal contra la ola de calor. Ha consistido en que efectivos de Protección Civil o Radiotaxi los recogían a las 11:00 de sus domicilios y los trasladaban hasta el Centro de Mayores de Levante, donde permanecían hasta las 20:00. Allí se les daba el almuerzo y participaban en diversas actividades.

“Como unas vacaciones” para los mayores

Contador ha explicado que esta experiencia “ha sido como unas vacaciones” para muchos de ellos, entre los que había algunos que se negaban a volver a sus domicilios.

En total han sido 45 mayores los que han pasado por el Centro de Mayores de Levante, aunque nueve de ellos han repetido todos los días. Estas instalaciones han abierto “al 100%” todos estos días de 11:00 a 20:00 y Contador quiere agradecer tanto al personal del mismo como a sus directivos la disponibilidad que han mostrado desde el primer momento.

Además, La delegada de Servicios Sociales también ha informado de que en la Casa de Acogida se ha dispuesto de un servicio especial con motivo de la ola de calor, consistente en abrir sus puertas a los sin hogar entre las 11:00 y las 20:00, para pasar en sus instalaciones, en un ambiente refrigerado, las horas centrales del día.

Contador ha explicado que desde el inicio del verano contaba con diez plazas que se amplió en otras diez durante la pasada semana antes de la alerta por altas temperaturas. La edil ha explicado que todos los días ha habido usuarios y que el número máximo ha sido de 11.

Por último, Contador ha señalado que con motivo de la ola de calor han repartido los efectivos de Protección Civil 3.500 litros de agua potable en los distintos asentamientos que hay en la ciudad.