Toma fuerza la opción de una edición de la Fiesta de los Patios en octubre


El alcalde anuncia posibilidad de celebrar una edición especial con motivo del centenario del concurso

patios
Jornadas sobre el centenario del Concurso de Patios. /Foto: LVC

El alcalde, José María Bellido, no descarta la celebración en octubre de una edición especial de la Fiesta de Patios, que estaría justificada tanto en la celebración del centenario del concurso, como en las restricciones sanitarias y de movilidad motivadas por la pandemia del coronavirus. En un principio, la delegada de Promoción de la Ciudad (Festejos), Marián Aguilar, anunció que en octubre se podrían visitar los patios ganadores del concurso de mayo. Ahora, el regidor anuncia algo más amplio, como “una alternativa posible, no probable”.

patios
Jornadas sobre el centenario del Concurso de Patios. /Foto: LVC

“Creo que debemos hacer una edición extraordinaria el fin de semana de antes y el de después al Puente del Pilar, para evitar que haya aglomeraciones, porque ese puente por sí solo trae bastante público a la ciudad”, ha explicado Bellido, quien ha añadido que sería “una edición más moderada, con menos patios”. 

De este modo, en este año del centenario del Concurso de Patios, la edición de mayo tendría un carácter más local, y posiblemente andaluz, y en octubre, con una mejora en las condiciones sanitarias, sería una edición más abierta al turismo nacional. 

Una jornada sobre los Patios

El alcalde ha realizado estas declaraciones en la inauguración de las jornadas ‘100 años de patios de Córdoba’ que organiza la Delegación de Casco Histórico del Ayuntamiento y que se celebran en el Centro de Recepción de Visitantes. A lo largo del día de hoy se analizarán diversos aspectos de esta celebración, como es el presente y el futuro de la misma.

Sobre esto, Bellido ha subrayado los valores que encierran estos recintos, “que es lo contrario de la inmediatez” en la que vive la sociedad actual. Precisamente, uno de los aspectos que valoró la Unesco para la declaración de Patrimonio Inmaterial de la Humanidad, fue ese cuidado constante y diario de las plantas para que en mayo presenten su mejor aspecto.