La Plataforma Mezquita-Catedral vuelve a la carga; ahora, con los consejos de distrito


Pretende que pidan al Gobierno de España y al Congreso de los Diputados que invalide la inmatriculación del templo

plataforma
La Mezquita-Catedral de Córdoba, durante la "Noche del Patrimonio". /Foto: Cabildo

Después de que el Gobierno central afirmara con rotundidad que “no puede afirmarse que los bienes inscritos a favor de la Iglesia carecieran de título material de adquisición”, la denominada Plataforma Mezquita-Catedral vuelve a la carga para pedir la invalidación de la inmatriculación del templo. Ahora lo hace implicando a los órganos de participación ciudadana, como es el caso del Consejo de Distrito Centro, en el que se encuentran representadas no sólo las asociaciones de vecinos, sino colectivos de lo más diverso.

plataforma
La Mezquita-Catedral de Córdoba, durante la “Noche del Patrimonio”. /Foto: Cabildo

Esta plataforma ha dirigido a dicho consejo un escrito, al que ha tenido acceso La Voz de Córdoba, en el que piden que sean ellos quienes reclamen tanto al Gobierno de España como al Congreso de los Diputados “la invalidación de la inmatriculación de la Mezquita-Catedral de Córdoba”.

En el escrito sólo exponen algunos de los argumentos sin entrar en el meollo de la cuestión, como la rotunda afirmación de que la inmatriculación de la Mezquita-Catedral, así como de los demás bienes de la Iglesia, “se produce a la luz de la legalidad”, como se recoge en el concienzudo trabajo realizado en La Moncloa y que ha sido supervisado muy de cerca por la vicepresidenta primera del Gobierno, Carmen Calvo.

A Calvo se le menciona en el escrito de la plataforma por el hecho de haber formado parte de la comisión creada por la alcaldesa Isabel Ambrosio. En sus conclusiones, aparte de buscar una solución por la vía del buenismo, proponía la presentación de un recurso de inconstitucionalidad de la inmatriculación, una vía que el entonces gobierno municipal no se atrevió a iniciar, ni ninguna otra institución secundó.

La plataforma busca anular la inmatriculación

Esta plataforma, que en febrero de 2020 denunció la instalación de unos palcos para la Semana Santa junto a la Mezquita-Catedral cuando en realidad se trataba de unos andamios de obra, busca ahora la vía de la invalidación de la inmatriculación, la más compleja de todas jurídicamente.

Todos los argumentos que pueda desplegar van a chocar contra esa “luz de la legalidad” que acaba de reconocer hace muy poco el Gobierno de PSOE y Podemos. El resto de administraciones, como la Junta de Andalucía o el propio Ayuntamiento de Córdoba también han reiterado que la Mezquita Catedral nunca fue un bien público, por lo que el intento de la plataforma volverá a quedar en un episodio pasajero de agitación sobre un asunto que ya hace tiempo comenzó a cansar.