El presupuesto municipal crece un 3,27% para hacer frente a los efectos de la crisis


Bellido presenta unas cuentas "con humildad y convicción", y anuncia que buscará "un acuerdo lo más amplio posible" con la oposición

presupuesto
Salvador Fuentes, José María Bellido e Isabel Albás. /Foto: LVC

El gobierno municipal ya ha presentado el borrador de presupuesto para este año. A falta de conocer aún el de las empresas y organismos municipales, el del Ayuntamiento tiene un crecimiento del 3,27 por ciento al pasar de los 302,7 millones de euros a 312,6 millones. El alcalde, José María Bellido, ha explicado que “estamos en uno de los momentos más difíciles de la historia de España y de Córdoba de las últimas décadas”, y por eso estas cuentas se centran en tres ejes derivados de la crisis del coronavirus, como son la reactivación económica, la protección social y el funcionamiento de los servicios públicos.

presupuesto
Isabel Albás, José María Bellido y Salvador Fuentes. /Foto: LVC

Los capítulos que más suben son aquellos que tienen una repercusión directa en estos ejes. De este modo, las Inversiones tienen un incremento del 13,65 por ciento y las transferencias de capital de un 11,45 por ciento, a través de las cuales pueden resaliera inversiones las empresas municipales. La suma de ambos capítulos llega a los 31,4 millones.

Bellido ha insistido en varias ocasiones durante su intervención en que se presenta este presupuesto “con humildad y convicción”, así como que se va a buscar “un acuerdo lo más amplio posible” con el resto de fuerzas políticas de la Corporación municipal, “como ocurrió con los remanentes”.

El presupuesto consolidado será de unos 420 millones

Aún queda por saber el presupuesto de las distintas empresas y organismos municipales, lo que ofrecerá el dato de lo que se conoce como el presupuesto consolidado y que, en opinión del teniente de alcalde de Hacienda, Salvador Fuentes, podría rondar la cantidad de los 430 millones de euros. De momento, sólo están aprobadas las cuentas para 2021 de Emacsa y de Aucorsa.

La primera teniente de alcalde, Isabel Albás, ha remarcado el incremento del 7,75 por ciento que se destina a la Delegación de Servicios Sociales, que llega a los 30,3 millones de euros, para hacer frente a las necesidades de familias cordobesas afectadas por la crisis del coronavirus. A la Delegación de Infraestructuras se le incrementa la partida en 400.000 euros y el Instituto Municipal de Deportes (Imdeco) contará con 400.000 euros, a los que se le suman dos millones de remanentes de otros ejercicios, para intervenir en el estadio San Eulogio y en el Pabellón de la Juventud, entre otras instalaciones.

presupuesto
Salvador Fuentes, José María Bellido e Isabel Albás. /Foto: LVC

Bellido ha destacado que son unas cuentas “muy reales”, pese a carecer aún de la cantidad exacta que aportará el Gobierno de la nación al Ayuntamiento del fondo de 3.000 millones destinado a paliar los efectos del covid-19. Pese a esto y a que por segundo año se rebaja la presión tributaria a los cordobeses, el presupuesto experimenta la ya señalada subida del 3,27 por ciento.

También ha destacado el alcalde que en el presupuesto del Ayuntamiento se contempla una partida de 3,1 millones de euros para la expropiación al Ministerio de Defensa de las Caballerizas Reales, así como un millón para realizar reformas en el edificio. A esto se suman 1,4 millones para “la reclamación histórica” de los empresarios de Las Quemadas para conectar el polígono con la autovía.

Además, hay un millón de euros para culminar el ensanche de la avenida de Trassierra y 926.000 euros para terminar el Centro de Exposiciones, Ferias y Convenciones. Otras partidas son Centro Cívico Noroeste (un millón); reforma del mercado del Alcázar para uso de los vecinos (200.000 euros), plan de accesibilidad (400.000 euros), Alcázar de los Reyes Cristianos (540.000 euros), así como 350.000 euros para el arreglo definitivo del edificio municipal que es la sede de la Real Academia de Córdoba.

Ahora, el gobierno municipal tiene previsto iniciar los contactos con los grupos de la oposición para lograr su respaldo. Una vez alcanzado, lo aprobará la Junta de Gobierno antes de ir a Pleno para su aprobación inicial. Tras el plazo de alegaciones se someterá de nuevo a la aprobación definitiva.