Finalizan las obras de reparación de una de las conducciones que abastecen a Córdoba


Se trata de la conexión que lleva el agua desde el embalse del Guadalmellato hasta la ETAP de Villa Azul, donde se había detectado una fisura

Emacsa ha concluido las obras de reparación de una avería detectada mediante los sensores en la conducción que lleva el agua desde el embalse del Guadalmellato a la ETAP de Villa Azul. Se trataba de una fisura bajo el canal de riegos, que ha requerido de una compleja actuación, ya que comprometía las dos únicas alternativas viables actualmente de abastecimiento a la ciudad, que son la denominada segunda conducción, o en caso de emergencia, el canal de riegos que parte del embalse de San Rafael de Navallana.

El recorrido es el siguiente: el abastecimiento de agua a Córdoba se realiza desde el embalse del Guadalmellato, pasando por la ETAP de Villa Azul para su tratamiento y posterior distribución a la ciudad. La segunda conducción de agua bruta es actualmente la única vía para llevar el agua bruta desde el embalse del Guadalmellato a Villa Azul.

Por ello, tras detectarse la avería a principios de año, la reparación de la segunda conducción exigía una actuación en dos fases: la primera, realizada el pasado mes de marzo, cuando el canal de riegos está sin servicio, supuso la instalación de una tubería alternativa, ligeramente paralela a la original, bajo el canal de riegos.

La segunda fase, que es la que finaliza ahora, ha supuesto la conexión de esta tubería alternativa a la segunda conducción. Estos trabajos se han desarrollado con el canal de riegos en funcionamiento para abastecer a la ciudad, dejando fuera de servicio la conducción original averiada, y conectándola a la tubería instalada en la primera fase.

La reparación se ha realizado mediante la instalación de unos 30 metros de tubería de acero inoxidable, de 1.400mm de diámetro, ubicada bajo el canal de riegos y sustituyendo a la anterior tubería de hormigón armado con camisa de chapa.

Durante el periodo de tiempo que han durado los trabajos, Emacsa ha captado el agua para el abastecimiento de la ciudad del embalse de San Rafael de Navallana, fuente alternativa de emergencia para el abastecimiento de agua a Córdoba, que si bien permite el suministro con todas las garantías sanitarias y con el caudal suficiente, las características del agua presentan ciertas diferencias organolépticas con relación al agua del embalse del Guadalmellato, que es la fuente habitual de abastecimiento de la ciudad y que presenta unas características organolépticas óptimas.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here